Radicales rodean y amenazan a ediles del PP de Getxo que habían acudido a una feria de productos tradicionales

Actualizado 10/08/2008 15:40:14 CET

BILBAO, 10 Ago. (EUROPA PRESS) -

Un grupo de radicales rodeó, insultó y amenazó esta mañana a varios concejales del PP de Getxo (Vizcaya) que habían acudido al Mercado de San Lorenzo, una feria de productos 'baserritarras'.

Según explicó la portavoz del Grupo municipal del PP en Getxo, Marisa Arrúe, tanto ella como sus compañeros vivieron esta mañana "un espectáculo muy desagradable cuando un grupo de indeseables" les rodearon y comenzaron a "insultar y a amenazar".

Arrúe, que fue "amenazada de muerte", indicó que además de los ediles, el grupo rodeado también estaba compuesto por simpatizantes del PP que lo pasaron "muy mal".

La portavoz municipal mostró agradecimiento a los servicios de seguridad personal que acompañan a los ediles populares, pero "no tanto a la Policía Municipal", quienes "tras pedirles cuatro veces que vinieran, poco han hecho", como tampoco a "la Ertzaintza, que ni ha aparecido".

Para Arrúe, el episodio vivido hoy en el mercado de San Lorenzo es "una demostración más de la falta de libertad que tenemos en nuestro país" porque "te llaman torturadora y la tortura es aguantar a esta gente".

Además, criticó al PNV y las "declaraciones benevolentes" que realizan sus dirigentes "en torno a todo este sector de violento", al que "le están dando fuerza". En este sentido, criticó que el alcalde jeltzale de Getxo, Imanol Landa, haya asegurado que las últimas fiestas vividas en la localidad han sido "las más pacíficas" porque, para Arrúe, es "lógico" que hayan sido pacíficas ya que "han dejado hacer lo que han querido a los violentos, con unas fiestas plagadas de referencias a ETA". "Es una vergüenza la actitud del PNV", añadió.

El incidente sufrido por los concejales populares en este mercado de productos tradicionales no es el primero, ya que hace dos años, con la entonces presidenta del PP vasco, María San Gil, presente, a los insultos y amenazas se unió el que les tiraron varias bebidas encima.