Víctimas del terrorismo españolas llevarán su voz a la ONU el día 9 en un acto del fondo de ayuda impulsado por España

Actualizado 07/09/2008 13:55:32 CET

El director de Víctimas explicará el modelo español, AVT pedirá que no se negocie con terroristas y Manjón, prevención del terrorismo

MADRID, 7 Sep. (EUROPA PRESS) -

Diferentes asociaciones españolas de víctimas del terrorismo, así como el director general de la Oficina de Atención a las Víctimas, José Manuel Rodríguez Uribes, viajarán el próximo martes día 9 a Nueva York para participar en un simposium internacional de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), donde, según explicaron a Europa Press, expondrán la situación de las víctimas españolas y explicarán sus principales reivindicaciones y propuestas.

La celebración de este foro fue una iniciativa del Gobierno español y la vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega, tuvo oportunidad de trasladar la propuesta al secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, en un encuentro que tuvieron el pasado mes de julio en México.

En la reunión acordaron que la sede de la ONU en Nueva York acogería el 9 de septiembre un simposium internacional que se enmarcaría dentro de la iniciativa puesta en marcha por España el pasado diciembre para crear un Foro de Ayuda a las víctimas, del que el Gobierno español fue el primer contribuyente con un total de 760.000 euros destinados al apoyo directo a las víctimas, así como a programas y organismos.

El director general de la Oficina de Atención a las Víctimas del Terrorismo, dependiente del Ministerio del Interior, realizará una intervención, a petición de la Secretaría General de Naciones Unidas, para explicar el modelo español de atención a las víctimas, según informaron a Europa Press fuentes del citado departamento ministerial.

El presidente de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT), Juan Antonio García Casquero, por su parte, reconoció que es muy importante trasladar las reivindicaciones de las víctimas a foros internacionales para combatir "la propaganda" de la organización terrorista ETA, que "gracias a su manipulación de las palabras ha hecho que fuera de España parezca un pueblo oprimido". "Y son sólo terroristas, que lo sepan y tomen medidas", subrayó.

En el mismo sentido, durante su intervención expondrá la reivindicación de la asociación de que "ningún Gobierno" negocie con terroristas y pedirá que "no se olviden" los atentados perpetrados el 11 de marzo de 2004 en Madrid "y que se investigue hasta el final", porque, según reivindicó, "todavía no se conoce quién lo hizo porque no se saben los autores intelectuales".

En el encuentro también tiene previsto participar la presidenta de la Asociación 11-M Afectados por el Terrorismo, Pilar Manjón, aunque podría no estar presente finalmente debido a los trámites necesarios para viajar a Estados Unidos. En su intervención, Manjón tiene previsto abordar la prevención del terrorismo internacional.

IMPULSAR ENCUENTROS INTERNACIONALES Y CAMBIOS LEGISLATIVOS

La presidenta del colectivo de víctimas también planteará propuestas de cambios legislativos "muy importantes" y que ya han sido puestas sobre la mesa por la ONU en diferentes ocasiones. "Es muy importante que la ONU impulse encuentros internacionales y cambios legislativos", enfatizó Manjón.

La Federación Autonómica de Víctimas del Terrorismo también participará en el encuentro y coincidió con Manjón en la necesidad de abordar cambios legislativos, ya que, por ejemplo, un español que sufra un atentado terrorista fuera del país no está considerado como víctima del terrorismo.

Ante la ONU expondrá su posición el portavoz de la Federación, Joaquín Vidal, quien explicará el trabajo social que realiza el colectivo con las víctimas del terrorismo. "Queremos el mayor número de ayudas posible, ya sean españolas, europeas o internacionales para dar un mejor tratamiento y asistencia a las víctimas del terrorismo", explicó el portavoz de la FAAVT, Roberto Manrique.

Asimismo, la Federación quiere "dejar claro" que huye de toda consideración partidista y que su labor se limita a la asistencia, ya que de este colectivo forman parte víctimas de más de quince organizaciones terroristas diferentes.

Así, aunque su intervención de tres minutos no permitirá ahondar en sus reivindicaciones y la exposición de "las grandes problemáticas", esperan que sirva de base para la creación de algún foro de seguimiento de las necesidades de las víctimas del terrorismo.