Actualizado 12/03/2008 20:10 CET

Santiveri, El Corte Inglés, Grupo Frías y Laboratorios Vendrell garantizan a Greenpeace que no venden trasgénicos

La ONG cree que "es vergonzoso que, a pesar del rechazo, algunas empresas sigan sin garantizar que no utilizan estos ingredientes" MADRID, 12 Mar. (EUROPA PRESS) -

Las marcas Santiveri, El Corte Inglés, Grupo Frías y Laboratorios Vendrell acaban de incorporarse a la IV Edición de la 'Guía Verde' de Alimentos Transgénicos que elabora la ONG Greenpeace --presentada recientemente--, y que sitúa en la 'lista roja' a las compañías que no garantizan este aspecto.

Algunas de las empresas que estaban en esta lista 'roja' acaban de entregar a la organización la documentación necesaria que garantiza que no emplean ingredientes transgénicos en sus productos y por ello pasan a la 'lista verde'.

Santiveri o El Corte Inglés --que ha presentado documentación exclusivamente de las marcas propias del grupo--, por ejemplo, han pasado de una a otra lista después de que Greenpeace identificara transgénicos en alguno de sus productos y hayan demostrado que se trató de "contaminaciones puntuales" e involuntarias, reiterando su política de "absoluto rechazo" a los Organismos Modificados Genéticamente (OMG).

Esta nueva edicion de las 'Guías' Roja y Verde --disponible gratuitamente a través de la página web de Greenpeace-- son una versión mucho más completa, contiene novedades como los resultados de análisis de laboratorio en determinados productos, el seguimiento fotográfico del etiquetado de los productos o nuevas secciones como los alimentos 'Dietéticos' o las pastas.

En la 'lista verde' están aquellos alimentos de los cuales Greenpeace ha recibido garantías por parte de los fabricantes de que no contienen OMG. En la 'roja' están aquellos cuyos fabricantes que no garantizan a la organización ausencia de transgénicos en sus ingredientes o aditivos, aquellos que han arrojado resultados positivos en los análisis, o aquellos que reconocen el uso de transgénicos a través del etiquetado.

OGM PELIGROSOS.

Según Greenpeace, los OGM "presentan graves riesgos para la salud, dañan irreversiblemente el medio ambiente y provocan contaminaciones". Además, "son una herramienta en manos de un puñado de empresas para destruir la soberanía alimentaria y ponen en riesgo los métodos sostenibles de producción de alimentos". Son, en resumen, "una grave amenaza para el presente y el futuro de la biodiversidad y de la alimentación", añade la ONG.

Algunas de las empresas de alimentación que continúan en la 'lista roja' son, entre otras, Nestlé (incluído el fabricante Numil, de alimentos infantiles), Unilever (Knorr, Ligeresa, etc), Pepsico (Matutano, Lay's, etc), Ynsadiet (Hijas del Sol,etc), Hero o Nutrexpa (Nocilla, Cola-Cao).

"Es vergonzoso que, a pesar del rechazo de los consumidores por los alimentos procedentes de cultivos que suponen un grave riesgo para el medio ambiente, la salud y la economía, algunas empresas sigan sin querer garantizar que no utilizan este tipo de ingredientes", señala en este sentido el responsable de la campaña contra los transgénicos de Greenpeace, Juan Felipe Carrasco.

"En España todavía entran del orden de seis millones de toneladas anuales de materias primas transgénicas. Además, el Gobierno ha permitido que se sigan cultivando unas 75.000 hectáreas de maíz transgénico que entran masivamente en la cadena alimentaria", asegura Carrasco, que añade que "en este contexto político, las reacciones positivas de estas empresas son un paso fundamental para los ciudadanos, que disponen ahora de un mayor número de productos que pueden consumir sin temor a estar ingiriendo derivados de cosechas transgénicas".