Detenido un varón por presuntamente participar en el altercado con guardias civiles heridos en Algeciras

Vehículo de la Guardia Civil
ARCHIVO/GUARDIACIVIL
Actualizado 13/05/2018 21:21:34 CET

ALGECIRAS (CÁDIZ), 13 May. (EUROPA PRESS) -

La AEGC acusa a Zoido de "mirar para otro lado" tras la agresión a agentes en Algeciras

La Policía Nacional ha detenido este domingo a un varón por presuntamente cometer los delitos de atentado contra agente de la autoridad, riña tumultuaria y desórdenes públicos, tras supuestamente participar en "el altercado" acaecido en Algeciras (Cádiz) este pasado sábado y en el que han resultado heridos nueve guardias civiles fuera de servicio.

Así lo ha confirmado a Europa Press la Policía Nacional, que ha precisado que la detención se enmarca en la investigación desarrollada por la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) para "tratar de esclarecer los hechos y averiguar la identidad del resto de implicados".

Por su parte, fuentes de la investigación han informado a Europa Press de que la Policía Nacional "está investigando lo sucedido y no descarta ninguna hipótesis, entre ellas, que la riña fuese fortuita sin premeditación".

Asimismo, fuentes policiales precisaron a Europa Press que el suceso se produjo este pasado sábado en torno a las 18,00 horas, cuando los citados agentes, tras terminar de almorzar, quisieron acudir a la playa en coche.

En el recorrido, los agentes encontraron que la vía por la que tenían que acceder se encontraba cortada por un grupo de personas que estaba celebrando una comunión. En este momento, según fuentes policiales, estas personas impidieron a los agentes pasar a esta calle formándose una "trifulca".

Las citadas fuentes han precisado que durante el altercado "más personas se unieron a la pelea con objetos contundentes", y los guardias civiles efectuaron "varios disparos" al aire.

Finalmente, varias dotaciones de la Policía Nacional acudieron al lugar de los hechos para controlar la situación. Los nueve guardias civiles, por su parte, se desplazaron por sus propios medios a centros médicos para ser atendidos "por las heridas causadas".

Contador