El CTC lidera un proyecto europeo para incrementar la durabilidad de los revestimientos marinos

 

El CTC lidera un proyecto europeo para incrementar la durabilidad de los revestimientos marinos

Contaminación biológica marina
CTC
Publicado 24/03/2017 14:56:56CET

SANTANDER, 24 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Centro Tecnológico de Componentes (CTC) lidera un consorcio internacional que lleva a cabo una investigación para incrementar la fiabilidad y la durabilidad de las estructuras de los convertidores que transforman en electricidad la energía del mar hasta al menos 20 años.

En concreto, trabaja en el desarrollo de materiales avanzados que mejoren la resistencia al medio marino de los elementos estructurales de los convertidores.

El proyecto, denominado MAT4OEC (Advanced Materials for Ocean Energy Converter), cuenta con 1,1 millones de euros de presupuesto y con la participación de ocho empresas procedentes de España, Reino Unido, Irlanda, Suecia y Bélgica.

La experiencia y el conocimiento acumulados por CTC en el campo de las renovables marinas le permiten coordinar esta investigación que aumentará la fiabilidad, la durabilidad y la capacidad de supervivencia de los recubrimientos ante los efectos de fenómenos naturales como la corrosión o contaminación biológica (biofouling). De este modo, se contribuirá significativamente a maximizar el potencial de extracción de energía marina y a minimizar los costes.

El proyecto expondrá públicamente el próximo 28 de marzo durante el transcurso de la Bilbao Marine Energy Week (BMEW).

La investigación se encuadra dentro de la Convocatoria 2016 de Oceanera-Net: una iniciativa Era-Net de la Red del Espacio Europeo de Investigación financiada por la Comisión Europea dedicada específicamente a impulsar la innovación en el sector de la energía oceánica.

Los proyectos son financiados a través de las agencias de desarrollo regional de cada uno de los socios participantes. En el caso de CTC, la financiación proviene de la Sociedad para el Desarrollo Regional de Cantabria (Sodercan).

SOLUCIÓN PARA LAS NECESIDADES DEL SECTOR

Actualmente, la corrosión marina que sufren los materiales y estructuras sumergidas provoca un coste anual que oscila entre 50 y 80 millones de dólares a nivel mundial.

MAT4OEC es una propuesta encaminada a dar respuesta a esta situación, que afecta a todos los agentes que operan en el sector de las energías renovables marinas.

Los materiales empleados constituyen una parte muy importante del coste total de la tecnología por lo que deben ser protegidos para asegurar una generación eficiente de energía a medio plazo.

El proyecto contempla el desarrollo de un recubrimiento avanzado para las estructuras de acero naval, que es el material más habitual en las estructuras offshore. La solución seleccionada se basa en la continuidad del proyecto ACORN, en el que también participó el CTC. Aquella investigación desarrolló un revestimiento que emplea la tecnología de la pulverización térmica de aluminio (TSA) junto a diversas sustancias anti-incrustantes para combatir los efectos de la corrosión y el biofouling.

Ahora, se plantea evolucionar esa solución para conseguir nuevas prestaciones que garanticen la durabilidad de la estructura a largo plazo. Es decir, se pretende evitar la adhesión de microorganismos y reducir la colonización de algas durante, al menos, 20 años. Los nuevos recubrimientos también combatirán aspectos como el aumento de la fricción, del peso y de la resistencia que afectan a los convertidores marinos.

La investigación también contempla el desarrollo de un sistema de monitorización para analizar la evolución de la corrosión y el biofouling. Se trata de una herramienta importante para la planificación del mantenimiento de las estructuras operativas ya que será un indicador de la salud estructural y del revestimiento que se podrá utilizar en todos los dispositivos del entorno marino.

PROYECTO DE FUTURO

Los dispositivos que obtienen energía del mar son una tecnología emergente, con mucho campo de desarrollo. La utilización de materiales compuestos para las estructuras del sector será realidad a medio plazo. MAT4OEC no es ajeno a esta situación y contempla el diseño de un protector específico para este tipo de materiales.

Esta línea de investigación del proyecto contempla el análisis de diversos revestimientos ad hoc bajo determinadas condiciones de ensayo. El laboratorio marino MCTS El Bocal será uno de los escenarios en el que se realizarán las pruebas para someter las muestras a la exposición de condiciones marinas reales. Asimismo, se realizaran estudios para observar su respuesta al desgaste y la erosión de los ambientes marinos.

Los resultados de este estudio permitirán desarrollar los mejores materiales compuestos para obtener un rendimiento satisfactorio en condiciones adversas.

Esta iniciativa, unida a otros proyectos como KrEaTive Habitat, consolida la proyección europea del único centro tecnológico de Cantabria. Gracias al know-how de su personal investigador, CTC está en pleno proceso de expansión continental.

Su elevada especialización en energías renovables marinas le permite estar integrado en la European Energy Research Alliance (EERA), el organismo europeo que agrupa a los centros de investigación más prestigiosos de la Unión Europea.

Igualmente, la inclusión de su laboratorio marino, MCTS El Bocal, en la principal red de infraestructuras científicas europeas, dedicadas a la investigación de las energías renovables marinas, Marinet2, complementa el crecimiento constante de las capacidades investigadoras del Centro.

ofrecido por
gobierno Cantabria
La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies