Asociaciones vecinales piden a Fabra un "proceso de participación ciudadana" sobre el futuro de El Cabanyal

Publicado 24/04/2014 21:34:06CET

VALENCIA, 24 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Asociación de Vecinos del Cabanyal-Canyamelar, la Plataforma Salvem el Cabanyal, la Asociación de Comerciantes Acipmar, la Asociación de Vecinos Pavimar y la Asociación de Vendedores del Mercado del Cabanyal han remitido este jueves una carta al presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, en la que le solicitan que abra "un proceso de democracia participativa sobre el futuro del Cabanyal-Canyamelar".

En su escrito, estas entidades piden la puesta en marcha de un "panel ciudadano", instrumento de participación previsto por la Ley de Participación Ciudadana de la Comunitat Valenciana.

Al respecto, recuerdan que se trata de un grupo de ciudadanos y de representantes de entidades ciudadanas representativos de la sociedad a los que la administración autonómica valenciana realiza consultas relacionadas con cualquier asunto de interés público, en especial con las expectativas para el futuro de las ciudadanas y los ciudadanos.

En su opinión, de ese panel "deberían salir propuestas consensuadas dirigidas a propiciar la rehabilitación del patrimonio del Cabanyal", así como a "normalizar las relaciones entre los vecinos", a incentivar la reactivación económica y comercial del barrio y, con todo ello, a "recuperar la dignidad de sus habitantes".

Las asociaciones firmantes de la carta mantienen que su solicitud está "justificada" porque el Consell "es responsable de resolver la grave situación que padecen los barrios marítimos", al ser el que acordó con el Gobierno central (acuerdo del Consejo de Ministros de noviembre de 2013) la derogación de la Ley 2/2010, el reconocimiento de la Orden Ministerial de Cultura que declaraba que el Plan del Ayuntamiento para el Cabanyal-Canyamelar (Pepri) constituía expolio del conjunto histórico y la modificación de ese mismo plan.

AYUNTAMIENTO "DESCARTADO COMO INTERLOCUTOR"

Además, subrayan que el Ayuntamiento "se ha descartado como interlocutor con los vecinos", al negar la creación de "cualquier tipo de proceso de diálogo y participación que facilite la elaboración de un Plan legal y aceptado por todos los habitantes del barrio".

En su opinión, "es un momento ideal para la puesta en marcha de un instrumento de participación ciudadana", punto en el que señalan que la decisión del Consejo de Ministros de reconocer la orden ministerial y la "obligación de modificar" el plan municipal "propicia una nueva oportunidad de diálogo entre los propios vecinos y entre éstos y la administración".

Estas asociaciones reivindican asimismo que los vecinos de esa zona "llevan exigiendo desde hace años el derecho a poder participar de las decisiones que afectan de forma importante al barrio" y que, además, Fabra "declaró recientemente que es absolutamente necesario que los cargos públicos sepan escuchar a los ciudadanos".

En ese contexto, insisten en que el panel ciudadano es "un instrumento de participación idóneo para impulsar el diálogo y obtener propuestas básicas para el nuevo Pepri", ya que su composición "es muy flexible", con al menos siete ciudadanos y cinco entidades ciudadanas que tengan entre sus objetivos o intereses la defensa o promoción de la materia objeto del panel, su funcionamiento y duración "son abiertos" y sus propuestas "no son vinculantes, pero sí importantes".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies