Mario Gas dirige 'El concierto de San Ovidio', una "parábola" de Buero Vallejo sobre amor, poder y lucha de clases

Obra teatral El concierto de San Ovidio
CENTRO DRAMÁTICO NACIONAL
Publicado 20/03/2018 18:10:42CET

MADRID, 20 Mar. (EUROPA PRESS) -

Mario Gas dirige 'El concierto de San Ovidio', una "parábola" sobre el amor, el desamor, el poder y la lucha de clases escrita por Antonio Buero Vallejo, que produce el Centro Dramático Nacional (CDN) con la colaboración de la Real Academia Española (RAE) y que permanecerá en cartel del 23 de marzo al 20 de mayo en el Teatro María Guerrero de Madrid.

El director de escena Mario Gas ha afirmado este martes durante la presentación, que ha tenido lugar en la sede de la RAE, que esta obra es una "tragedia contemporánea" que, "como toda obra buena", lanza "muchas flechas", entre las que se encuentran el amor y las "luchas de poder".

Esta obra se desarrolla en un hospicio del París de 1771, donde Valindin, un negociante, consigue que la monja que regenta la institución permita que seis mendigos ciegos puedan tocar instrumentos musicales en la fiesta de San Ovidio. A pesar de las apariencias, lo que Valindin quiere es ridiculizarlos y sacar provecho económico de la situación.

Mario Gas ha destacado la vigencia de esta obra, que muestra a una sociedad "dividida" y una "esclavitud solapada por los de arriba, que no dejan que los de abajo resurjan". "El verdadero poder no sale, está fastidiando como lo hace ahora", ha indicado Gas, quien ha resaltado asimismo que "sigue habiendo clases" y que "las élites cada vez son menos y ganan más".

En cuanto al texto de la obra de Buero Vallejo, el director ha indicado que está "muy poco tocado" y siempre con el consentimiento de la familia. "Todo texto pertenece a una coyuntura. Hemos espulgado con respeto cosas que él también habría hecho", ha dicho Gas, quien ha asegurado que no se ha alterado el "conflicto" de los personajes ni los "momentos dramáticos".

Para el director de esta producción, la generación de los años 40 y 50 debería ser "revisitada", tal y como lo hacen "continuamente" los anglosajones con su historia teatral. "Aquí nos olvidamos un poco", ha dicho Gas, quien ha admitido asimismo que las "vicisitudes" actuales del teatro, tanto en el plano público como en el privado, complican la puesta en escena de obras con más de una decena de actores.

LA "HERENCIA" DE BUERO VALEJO

Por su parte, el director de la RAE, Darío Villanueva, ha señalado durante esta presentación que esta puesta en escena es "muy oportuna" y ha destacado la necesidad de reponer los "grandes textos del teatro español" porque considera que "no conviene que se pierda la herencia importante de un dramaturgo como Buero Vallejo".

Sin embargo, ha indicado que recuerda de manera "agridulce" una "escena trágica" de su puesta en escena en 2003 , en el que un conjunto de escolares se rieron.

El director adjunto del Centro Dramático Nacional (CDN), Ángel Murcia, ha indicado que con la puesta en escena de esta obra se coloca a Buero Vallejo en el lugar que merece para reconocer su obra.

En cuanto a la puesta en escena, el escenógrafo francés Jean-Guy Lecat ha explicado que "más que un decorado, se trata de "un espacio polivalente" para "aunar las diferentes acciones" y las "artes vivas", en el que "no se enmascara el juego de los actores". Según ha señalado, en su primera lectura de esta obra le sorprendió la "unión" entre la comedia, el drama y la tragedia.