Andy y Lucas: "En la vida hay que quedarse siempre con lo bueno, con lo malo no avanzas"

 

Andy y Lucas: "En la vida hay que quedarse siempre con lo bueno, con lo malo no avanzas"

ANDY Y LUCAS
SONY MUSIC
Actualizado 02/05/2017 11:53:42 CET

MADRID, 2 May. (EUROPA PRESS - David Gallardo) -

Aunque Andrés Morales y Lucas González todavía ven de lejos la cuarentena, lo cierto es que acumulan ya tres lustros de una andadura musical jalonada con multitud de éxitos como aquellos iniciáticos 'Son de amores' y 'Tanto la quería' con los que irrumpieron en 2003, en plena fiebre por Operación Triunfo.

Ahora la pareja gaditana está de vuelta con nuevos singles, 'Quiero la playa' y 'Que te enamoraba', que sirven para acompañar a su primera biografía, 'Camino a un sueño', en la que repasan todo el camino recorrido, al que todavía le quedan muchas paradas, como la de este próximo sábado 6 de mayo en el Teatro Goya de Madrid, en el que será su enésimo concierto en la capital.

"La idea del libro es para repasar los 15 años de carrera y porque no teníamos previsto sacar disco por ahora. Sí que lo grabaremos a finales de este año para sacarlo a principios del que viene y empezar 2018 con otro hijo más", explica a Europa Press la mitad del dúo, Andrés. O sea, Andy.

Y es Andy quien también añade: "A partir de aquí, a seguir contando años si los fans nos dejan, porque al final ellos son los que mandan, los que compran los discos, los que van a los conciertos y los que te apoyan. Los fans son la luz de la vela, los que nos dan la vida".

"HEMOS CONSEGUIDO MUCHO SIENDO TAN JÓVENES"

Sobre la decisión de repasar su historia en 'Camino a un sueño', Andy señala que llegó un momento en el que se sentían como un futbolista al que la gente "quiere jubilar con treinta años, aunque siga estando bien de forma". "Nosotros tuvimos un momento muy fuerte, después bajó el boom y aquí seguimos manteniéndonos. Hemos conseguido muchas cosas siendo tan jóvenes, la verdad", afirma.

Y aún añade: "Hemos conseguido tantas cosas en tan poco tiempo que, quien no nos ha seguido año tras año, a lo mejor nos ha perdido un poco la pista y no sabe realmente la trayectoria. Pero cuando te detienes a mirarlo, te das cuenta de que seguimos todos los años haciendo giras, que es algo muy complicado".

Toma en este punto la palabra Lucas para señalar que "la gente se sorprende cuando se da cuenta de que llevamos quince años" en la música. "Llega un momento en el que parece que la gente se cansa y tu dices 'pero si sigo metiendo goles, ¿por qué me quieren retirar?. Es más, si estoy mejor que nunca'. Es cuestión también de saber cuidar nuestra carrera y nuestro público", destaca.

Andy viaja hasta sus inicios para rememorar que su etapa de "más éxito fue con la primera edición de Operación Triunfo", cuando "de buenas a primeras" salieron "dos chavales normales de Cádiz con una música que resultó atractiva". "Decían que éramos cosa de un verano, pero terminamos sacando cinco singles del primer disco y se nos fue de las manos a todos porque nadie lo esperaba", confiesa.

COMPLICADO HACERSE UN HUECO

El paso de los años ha hecho que, como a tantos compañeros de profesión, a ellos también les cueste hacerse un hueco en las radios. "Ha cambiado todo mucho", subraya Andy, para acto seguido relatar cómo fueron pasando, por ejemplo, de sonar en Los 40 a hacerlo en Cadena Dial y Radio Olé.

Por eso, indica que "es complejo", ya que "hay que luchar y trabajar según vaya viniendo la historia" y añade: "Ahora suena mucho el reguetón y la fusión de pop con latino, pero nosotros no nos vemos así. El flamenco parece que te encasilla aunque después en los directos le gusta a todo el mundo. Es un tema que hablamos mucho para evolucionar y adaptarnos un poquito también".

En este camino, junto a ellos han evolucionado también sus fans, pues "muchos ahora son mamás y papás", como admite Andy, quien añade que ahora la mayoría "no puede ir a los sitios" persiguiéndoles "tanto como antes porque tienen sus casas, sus trabajos, sus hijos". "Lo mejor de estos quince años es el trato con el público", remacha Lucas.

Profundizando en ese vistazo al pasado, el mismo Lucas agrega que, junto a los fans, también ha sido "fantástico haber tenido la oportunidad de estar en ciudades maravillosas, visitar países, conocer gente, hacer conciertos y tocar con músicos". En el lado opuesto, menciona esos momentos en los que "necesitas la amistad verdadera y resulta que no está y te llevas el palito".

Vuelve a hablar Andy para resumir que una carrera larga como ya empieza a ser la suya al final es "una montaña rusa, porque tiene muchas cosas buenas pero, como todo en la vida, también otras malas". Justo por eso, recalca que "hay que quedarse siempre con lo bueno, porque con lo malo no avanzas, ni en la música ni en nada".

"Hay que ser positivo, buscar soluciones, caminar y seguir cumpliendo años. Si te levantas amargado no vas a aportar nada a tu vida. Hay que ser positivo, tirar para adelante y echarle casta a los problemas", asevera antes de lanzar la enésima broma: "Ahora no se venden discos, así que vamos a intentarlo con los libros. Es una forma de seguir caminando".

Previa YoutubeCargando el vídeo....
ALEGRAR CON LA MÚSICA

Esencial en ese camino es seguir publicando nuevas canciones como 'Que te enamoraba' y 'Quiero la playa', con "espíritu positivo". Andy tiene claro su significado y lo que quieren transmitir: "Nosotros, que somos del sur, solemos ser un poco pesados con eso del solecito, el chiringuito y la playa. Pero es que a quien eso no le divierta o le alegre la vida, tiene que estar realmente muy triste".

Puede que esa actitud alegre sea, precisamente, uno de los secretos de la longevidad de la pareja, aunque Andy aprovecha para resaltar que, "en ocasiones, a lo mejor en determinados sitios", no les han "tomado en serio". Pero zanja la cuestión con su sencillez habitual: "No es que estemos siempre de cachondeo, pero nos gusta estar alegres y gastando bromas cuando se pueda".

"Nos gusta estar divertidos, que no sea todo estrés por el tráfico o qué mal me he levantado hoy. Mañana será otro día. Con esa actitud al final atraes lo positivo. Hay que seguir luchando y disfrutando de lo que uno tiene, que siempre se puede estar peor", reflexiona mientras su colega Lucas asiente con perpetua sonrisa.

Con esa actitud, no sorprende que los planes del dúo pasen por seguir sobre los escenarios toda la vida. "Aunque me tocara un Euromillón seguiría cantando. Bueno, en ese caso cantaría con menos problemas", bromea Lucas antes de remachar: "Nos gustaría seguir por aquí dentro de otros quince años más, claro que sí".

Sin fecha de caducidad, por tanto, prosiguen ambos haciendo kilómetros para compartir sus canciones. Esos son sus planes para los próximos meses de calorcito, de hecho, tal y como adelanta Andy. O sea, Andrés: "Tenemos la suerte de que todos los años hacemos una gira con treinta o cuarenta fechas y, vamos, eso lo firmo yo ya durante el tiempo que nos quede".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies