Critican a Gas Natural por "rechazar" la instalación de dispositivos de protección de aves en un parque eólico

Zona afectada por la construcción del parque eólico.
SALVEMOS CABANA
Publicado 13/08/2017 13:44:45CET

   Salvemos Cabana recuerda que "más de un millón de aves migratorias" pasan anualmente por estas zonas de protección especial

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 13 Ago. (EUROPA PRESS) -

   La plataforma Salvemos Cabana ha denunciado este domingo que la empresa Gas Natural Fenosa, promotora del proyecto eólico Mouriños de la Serra do Gontón (A Coruña), rechaza la instalación de dispositivos de protección de aves en los aerogeneradores "por la elevada inversión que requerirían".

   Según ha informado la asociación en un comunicado, en la documentación que la Xunta de Galicia ha puesto en información pública, la empresa rechaza su aplicación al considerar también que las comunidades de estos animales "no hacen previsible" la presencia de bandadas o especies vulnerables a la instalación, sino que "se limitaría a aproximaciones ocasionales" de ejemplares aislados o en pareja.

   Salvemos Cabana ha recordado que, según datos del Ministerio de Medio Ambiente, "más de un millón de aves migratorias" pasan por la zona en su migración anual entre verano y otoño. La plataforma ha alertado de que el proyecto eólico se localiza "a escasa distancia" de una Important Bird Area (IBA) y "en las inmediaciones" de la Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) de la Costa da Morte.

   Según ha observado la asociación en la documentación expuesta por el Gobierno gallego, la promotora anuncia que la vigilancia se realizará "con un técnico especialista con medios ópticos y con la periodicidad que sea establecida", algo que han considerado "notoriamente insuficiente" y de "escasa fiabilidad".

   Además, Salvemos Cabana ha asegurado que la empresa solo contempla un aumento en la frecuencia de las visitas "en el caso de que en el curso de la vigilancia se detectase una mortalidad elevada" de especies, por lo que ha criticado que las paradas técnicas "quedarían supeditadas" al número de ejemplares, cuando "lo importante", a su juicio, es la protección de la biodiversidad y no del número.

   Por último, la plataforma ha informado de que, "en fechas recientes", la Sociedade Galega de Historia Natural alertó de que anualmente mueren, en toda España, entre cuatro y 18 millones de aves y murciélagos en instalaciones eólicas, de los cuales Galicia estaría, según sus cifras, entre el medio millón y casi dos millones de ejemplares.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies