Francia expulsa a Argelia a un imán salafista

Un grupo de fieles en la Gran Mezquita de Estrasburgo
REUTERS / VINCENT KESSLER - Archivo
Publicado 20/04/2018 13:15:31CET

PARÍS, 20 Abr. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades de Francia han expulsado a un imán salafista acusado de proferir desde su púlpito en una mezquita de Marsella discursos de odio contra mujeres, judíos y musulmanes chiíes, después de que el Tribunal Europeo de Derechos Humanos paralizase inicialmente esta repatriación.

Tras estudiar las denuncias de la defensa sobre las supuestas irregularidades del proceso y el riesgo de torturas en Argelia, la corte dio luz verde el jueves a la deportación de El Hadi Doudi, de 63 años, que desde hace tres décadas residía en la localidad gala de Marsella. Una hora después de este visto bueno, el imán embarcó en un ferry rumbo a Argel, según el periódico 'Le Monde'.

La comisión que analiza en Francia estas expulsiones había denunciado a principios de marzo la ideología propagada por Doudi "con impunidad", entre la que se incluyen llamamientos a vengar la difusión de caricaturas de Mahoma, una justificación del terrorismo o un apoyo a castigos como la lapidación. El adulterio o la apostasía son, en opinión de este imán, merecedores de la pena de muerte.

Francia, que cuenta con la mayor comunidad musulmana de Europa --unos cinco millones de personas--, ha sufrido en los últimos tres años varios ataques atribuidos al islamismo radical, entre ellos una cadena de atentados que el 13 de noviembre de 2015 se cobró en París 130 vidas.

Un sondeo de Elabe difundido en marzo recogió que el 80 por ciento de los franceses son partidarios de la expulsión de extranjeros radicalizados, mientras que más de la mitad consideran que el presidente, Emmanuel Macron, no está tomando suficientes medidas para contener la amenaza terrorista, según la agencia Reuters.