La ONU confirma al menos tres cooperantes muertos y uno secuestrado en un ataque de Boko Haram en Nigeria

Actualizado 02/03/2018 13:15:40 CET

MADRID 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

Al menos tres cooperantes y ocho miembros de las fuerzas de seguridad nigerianas han muerto en un ataque presuntamente obra del grupo islamista Boko Haram a última hora del jueves contra una instalación militar en el estado de Borno, en el noreste de Nigeria, según dos informes de seguridad a los que ha tenido acceso Reuters.

La ONU ha confirmado en un comunicado la muerte de los tres cooperantes y ha precisado que, además, otros tres están heridos y una enfermera se encuentra desaparecida y se teme que haya sido secuestrada por los asaltantes.

El ataque se produjo en la localidad de Rann, próxima a la frontera con Camerún. Los milicianos, según Reuters, llegaron armados con granadas propulsadas por cohetes y en camionetas con ametralladoras, y consiguieron superar a los efectivos de la instalación, si bien posteriormente el Ejército consiguió recuperar el control.

El coordinador humanitario de la ONU en Nigeria, Edward Kallon, ha condenado el asesinato. "Los cooperantes se juegan sus vidas todos los días para ofrecer asistencia de emergencia a mujeres, niños y hombres vulnerables", ha subrayado Kallon, que ha pedido a las autoridades nigerianas que "se aseguren de que los autores son llevados ante la justicia y rinden cuentas".

Según ha precisado la ONU en su comunicado, los fallecidos son dos contratistas de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), que trabajaban como coordinadores en el campo para desplazados de la localidad, que alberga a 55.000 personas, así como un médico empleado por una organización que trabaja con UNICEF.

"Naciones Unidas también está preocupada por la posibilidad de que civiles puedan haber muerto o resultado heridos en el ataque", ha añadido la organización, que ha recordado que la crisis humanitaria en el lago Chad es una de las más graves en la actualidad y hay 7,7 millones de personas necesitadas de ayuda humanitaria.

Según ha precisado, unos 3.000 cooperantes trabajan en el noreste de Nigeria, en su mayoría nigerianos, para ofrecer alimentos, agua, medicinas y otros servicios a unos 6,1 millones de personas necesitadas.