Trump apoyaría abrir una investigación sobre la operación contra AQPA en Yemen en enero

Donald Trump
KEVIN LAMARQUE / REUTERS
Publicado 27/02/2017 6:34:36CET

MADRID, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, estaría a favor de abrir una investigación sobre la operación llevada a cabo por Washington en enero contra una base de Al Qaeda en Yemen, en la que murieron un SEAL y al menos catorce civiles.

"No he tenido la oportunidad de hablar directamente con él sobre esto, pero imagino que lo apoyaría", ha dicho Sarah Huckabee Sanders, vicesecretaria de la Casa Blanca, en declaraciones concedidas a la cadena de televisión estadounidense ABC.

Las palabras de Huckabee Sanders llegan después de que el padre del SEAL muerto en la operación, William Owens, reclamara a la Casa Blancaque se investigaran las causas de la muerte de su hijo.

En una entrevista concedida al diario estadounidense 'Miami Herald', Bill Owens ha recalcado además que se negó a reunirse con Trump cuando visitó la Base Aérea de Dover para presentar sus respetos a la familia.

"Lo siento, no quiero verle", ha dicho Owens que trasladó al capellán que le informó de que el mandatario se dirigía a la base aérea desde la capital, Washington. "Le dije que no quería reunirme con el presidente", ha agregado.

"El Gobierno le debe a mi hijo una investigación", ha recalcado, preguntándose "por qué tuvo que tener lugar esta misión estúpida cuando su Administración casi ni llevaba una semana".

En este sentido, ha destacado que "durante los años previos no hubo botas sobre el terreno, todo eran misiles y 'drones', porque no había un objetivo que mereciera una vida estadounidense". "De pronto, ¿había que hacer esta gran exhibición?", ha cuestionado.

La Casa Blanca describió en febrero como "exitosa" la operación contra Al Qaeda en la Península Arábiga (AQPA), apenas un día después de que el Ejército confirmara que "probablemente" causó la muerte de civiles, entre ellos niños.

"Fue un proceso muy bien pensado por esta Administración", dijo el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, detallando que los procedimientos arrancaron el 7 de noviembre, durante el Gobierno de Barack Obama.

Así, resaltó que "es difícil describir algo como un completo éxito cuando hay pérdida de vidas o gente heridas", en referencia también a la muerte de un militar estadounidense durante la operación.

"Creo que, cuando se mira la totalidad de lo que se ganó para evitar la futura pérdida de vidas aquí en Estados Unidos y contra nuestra población y nuestras instituciones, y probablemente en todo el mundo en términos de lo que estos individuos podrían haber hecho, fue una operación exitosa según todos los estándares", remachó.

El Mando Central de Estados Unidos indicó en un comunicado que "un equipo designado por el comandante de la fuerza de operaciones ha concluido que, lamentablemente, civiles no combatientes probablemente murieron durante el tiroteo en la operación realizada en Yemen el 29 de enero", agregando que "entre las víctimas podría haber niños".

Hasta entonces, el Pentágono había confirmado únicamente la muerte de catorce miembros de AQPA durante el asalto, asegurando que investigaba la posible muerte de civiles.

Entre los fallecidos está una niña de ocho años hija del clérigo yemení-estadounidense Anwar al Awlaki, muerto en un bombardeo de un 'drone' norteamericano en 2011.

"Recibió un disparo en el cuello y sufrió durante dos horas", declaró su abuelo, Nasser al Awlaki. "¿Por qué hay que matar a niños? Esta es la nueva administración --en referencia al Gobierno de Trump--. Esto es muy triste. Es un gran crimen", lamentó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies