El fiscal mantiene 25 años de cárcel para el hombre que asesinó a su mujer de 21 puñaladas mientras dormía

 

El fiscal mantiene 25 años de cárcel para el hombre que asesinó a su mujer de 21 puñaladas mientras dormía

Sede De La Audiencia De Madrid
EUROPA PRESS
Publicado 27/03/2017 14:09:51CET

MADRID, 27 Mar. (EUROPA PRESS) -

El representante de la Fiscalía de Madrid ha solicitado una condena de 25 años de cárcel para el hombre que la madrugada del 15 de mayo de 2015 asestó hasta veintiún puñaladas a su mujer mientras dormía, hechos tras los que levantó a su hijo de la cama para enseñarle el cadáver de su madre y comentarle que eso se lo había hecho ella en un ataque de locura.

En su declaración, el procesado sostuvo que no recordaba nada de lo que hizo, dado que sufrió un brote psicótico al no tomarse la medicación de litio por el trastorno bipolar que sufre. De hecho, manifestó ante la Policía que su mujer se había autolesionado con un cuchillo tras una discusión.

Sin embargo, el fiscal no cree esta versión, dado que si fuera así hubiera atacado también a su hijo de diez años y no lo hizo. La misma postura mantiene el abogado del Estado, que se ha adherido al informe fiscal.

Por ello, ambos han mantenido la solicitud de 25 años de prisión por un delito de asesinato, ya que ha quedado probado en el juicio el ensañamiento y alevosía de su actuación.

"El acusado dio a su mujer 21 puñaladas en cinco minutos. Ustedes deberán dirimir hasta donde llega su responsabilidad penal porque no sufrió ningún brote", ha destacado la fiscal dirigiéndose al Jurado Popular que decidirá sobre los hechos objeto del veredicto.

El fiscal ha insistido en su informes que a pesar de que se negó a declarar ante la Policía y el juez, ocho días después del crimen detalló a los forenses de la cárcel cómo se produce el brutal asesinato, cuya escena impactó a los agentes que acudieron en primer lugar al haber ríos de sangre por el suelo y marcas de mano ensangrentadas en la pared.

La defensa del acusado ha pedido que se le interne en un centro psiquiátrico, ya que su cliente tenía las capacidades cognitivas y volitivas alteradas en el momento del crimen.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies