La Funeraria municipal retira el último vestigo de la Legión Cóndor del cementerio de La Almudena

 

La Funeraria municipal retira el último vestigo de la Legión Cóndor del cementerio de La Almudena

Placa de la legión Condor en el cementerio de La Almudena.
EUROPA PRESS
Actualizado 26/04/2017 12:50:45 CET

La retirada responde a la voluntad de la nueva empresa municipal funeraria de eliminar vestigios totalitarios y a la expresa indicación de la Embajada de Alemania

MADRID, 26 Abr. (EUROPA PRESS) -

La empresa municipal Funeraria ha ordenado el desmontaje de los últimos vestigios de la Legión Cóndor en el cementerio de La Almudena, una medida adoptada en vísperas del 80 aniversario del bombardeo de Gernika, en el que esta unidad de aviación del ejército nazi tuvo un papel fundamental, ha informado el Ayuntamiento.

   El tercer teniente de alcalde, Mauricio Valiente, dará cuenta de ello en el Pleno de este miércoles. Hasta hace pocos días permanecía en pie el frontal de un mausoleo en honor de ese contingente hitleriano y de los siete pilotos enterrados en La Almudena. Ahora se ha retirado el frontal y únicamente se han colocado pequeños indicativos con los nombres de los enterrados sobre sus sepulturas.

   'Aquí descansan pilotos alemanes caídos en la lucha por una España libre. Aviadores alemanes muertos por Dios y por España ¡Presentes!', rezaba esa inscripción en castellano. Esos textos ya no pueden leerse después del desmontaje total del frontal en el que habían sido reproducidos esos textos.

   La Legión Cóndor fue un contingente hitleriano con centenares de aviones que tuvo un rol crucial en la victoria de los sublevados franquistas en la Guerra Civil. Además de ser protagonista del bombardeo de Gernika tuvo un destacado papel en la batalla de Madrid.

   Mauricio Valiente defenderá en el Pleno el reconocimiento y homenaje del Ayuntamiento de Madrid a las víctimas del nazismo y el impulso de acciones y actos para promover la memoria de estas víctimas. En su intervención el concejal recogerá testimonios de víctimas españolas que sufrieron los horrores de los campos de concentración y la persecución hitleriana.

EMBAJADA ALEMANA

   La retirada responde a la voluntad de la nueva empresa municipal funeraria de eliminar vestigios totalitarios y a la expresa indicación de la Embajada de Alemania.

   En una carta enviada por el embajador alemán en Madrid se solicitaba expresamente a la funeraria que "antes del 25 de abril de 2017 procedan al desmontaje de las placas de hormigón". Señalaba que el mausoleo no goza de protección patrimonial y su titularidad es de la República Federal de Alemania, por lo que no existían obstáculos para la retirada.

   "El desmontaje deberá incluir la retirada de todo el frontal", subrayaba en la misiva el embajador, que pedía "siete placas pequeñas y sencillas que servirán para la identificación de las personas enterradas allí". Todas esas indicaciones se han cumplido ya.

   La placa en honor de la Legión Cóndor fue motivo de debate en el Ayuntamiento de Madrid en 2010. Finalmente fue el Estado alemán, a través de su embajada también en esa ocasión, el que solicitó la retirada de la inscripción.

   "Permaneció la placa sobre la que poco después volvió a aparecer el mismo texto serigrafiado por desconocidos. Es precisamente el deseo de evitar que esto vuelva a ocurrir lo que ha llevado a la Empresa Funeraria Municipal y la embajada a acordar el desmontaje completo del frontal cuando se cumplen 80 años del lanzamiento de 31 toneladas de bombas sobre la población civil en la masacre de Gernika", explican desde el Consistorio.

   El frontal ha sido sometido a consideración del Comisionado de la Memoria Histórica pero, como ha explicado Valiente, "es una actuación que le precede y que excede su ámbito de actuación". Los gastos de la retirada corren a cargo de la embajada alemana. "Es incongruente que en algunos países, como en España, se mantenían esas simbologías y homenajes a combatientes nazis", ha apuntado Valiente.

   El delegado de Salud, Seguridad y Emergencias, Javier Barbero, ha declarado que la Funeraria tiene "un compromiso con la ley de la memoria histórica" y que pasa, en este caso, por eliminar "frases irreproducibles". Este mismo trabajo se extenderá a los posibles delitos de odio en alguno de los enterramientos del cementario, ayudados por la Unidad de Gestión a la Diversidad.

   El tercer teniente de alcalde, Mauricio Valiente, ha subrayado que es "relevante que 80 años después de los bombardeos de Gernika se produzca esta retirada", enmarcada en las acciones por la memoria histórica del Ayuntamiento, donde se incluye el reconocimiento a los combatientes de La Nueve el homenaje que la próxima semana se hará al disidente y exiliado en la España republicana Hermann Heller o cuando este viernes se someta a consideración del Pleno la modificación del callejero.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies