El nuevo jefe de Comandancia en Guipúzcoa pide romper tabúes y recuerda los más de 100 asesinados por ETA en la unidad

 

El nuevo jefe de Comandancia en Guipúzcoa pide romper tabúes y recuerda los más de 100 asesinados por ETA en la unidad

Toma de posesión del nuevo jefe de Comandancia de la Guardia Civil de Gipuzkoa
EUROPA PRESS
Publicado 04/04/2017 16:07:24CET

Vivancos aspira a lograr "un mayor reconocimiento" por parte de la ciudadanía guipuzcoana a los guardias civiles

SAN SEBASTIÁN, 4 Abr. (EUROPA PRESS) -

El nuevo jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Guipúzcoa, el coronel Antonio Campos Vivancos, ha opinado que "la historia reciente" obliga a "evolucionar" a este Cuerpo, al que ha instado tener "la mente abierta". También ha trasladado su deseo de "reforzar" el "espíritu de servicio" de la Guardia Civil en la provincia, "rompiendo tabúes del pasado" y logrando "un mayor reconocimiento" por parte de la sociedad guipuzcoana a esta Comandancia, que "aglutina un pasado duro", con cien víctimas del "terrorismo sin sentido" de ETA.

En el acto de toma de posesión celebrado en el acuartelamiento de la Guardia Civil de Intxaurrondo, en San Sebastián, que acoge a unos 500 miembros de este Cuerpo, Campos ha agradecido que se le haya designado para ocupar este cargo, lo que supone "un reto personal y compromiso profesional", así como "un enorme honor y privilegio".

A la cita han acudido altos cargos del Ejército, la Ertzaintza, la Policía Nacional, la Policía francesa, así como autoridades civiles y judiciales como la fiscal jefe de la Audiencia Provincial de Guipúzcoa, Idoia Zurriarain. Además, han tomado parte el general de la XI zona de la Guardia Civil del País Vasco, Féliz Blázquez, el delegado del Gobierno central en Euskadi, Javier De Andrés, y el subdelegado del Gobierno central en Guipúzcoa, José Luis Herrador.

Vivanco, que sustituye como jefe de la Comandancia de la Guardia Civil en esta provincia a Javier Moreno Hernández, ha destacado que la citada Comandancia tiene "un significado emblemático que aglutina un pasado duro, de angustia y de sinsabores, también de éxitos forjados a costa de muchas víctimas y de una larga y enorme lucha" contra ETA.

COMANDANCIA QUE ACUMULA CIEN VÍCTIMAS DEL TERRORISMO

"Un pasado que acumula solo en esta Comandancia y solo entre los miembros del Cuerpo a cien víctimas de un terrorismo sin sentido", algo que "por mucho que lo deseemos, no podemos olvidar", ha señalado. A su juicio, este hecho debe llevar a "reflexionar, o al menos reconsiderar" el modo de actuar futuro de la Guardia Civil en esta provincia.

Asimismo, ha señalado que este Cuerpo debe "conquistar" con su "esfuerzo, trabajo y servicio", allí donde pueda "mantener contacto" y "estrechar lazos", así como "generar nuevos vínculos" con la sociedad guipuzcoana, "con nuestro esfuerzo, nuestra dedicación, nuestra natural forma de conducirnos y nuestros valores tradicionales".

"Consciente de todo ello y deseando cumplir este objetivo, desde este mismo momento extiendo mi mano a todas las instituciones asentadas en este territorio, ya sean estatales, autonómicas o locales, con las que la Guardia Civil mantiene relación como consecuencia del desempeño de las competencias que le han sido atribuidas", ha apuntado.

Además, desde la conciencia de que el pasado, "con sus episodios cruentos", ha marcado "una línea a seguir" a la Guardia Civil, ha opinado que "la historia reciente nos aconseja una evolución distinta", que "obliga a reflexionar sobre los eventos que se producen día a día y que se prevé se van a producir en un futuro inmediato". "Por ello, nos vemos obligados a evolucionar. La evolución y la adaptación a los cambios ha sido siempre fiel exponente que ha caracterizado a través de los tiempos a la Guardia Civil", ha destacado.

Vivancos ha recordado que este Cuerpo "se ha mantenido fiel a distintos regímenes" a lo largo del tiempo y "nunca ha cambiado sustancialmente, ni su estructura orgánica, ni su vocación de servicio y mucho menos sus valores morales", lo que ha constituido "una auténtica doctrina" de quienes lo componen. Por ello, ha instado a tener "la mente abierta" y mostrarse "confiados" del saber hacer de la Guardia Civil.

Por otra parte, ha manifestado su "deseo" de "potenciar y reforzar aún más si cabe" el espíritu "de servicio" de la Guardia Civil en la provincia, "rompiendo tabúes del pasado" y brindando "el mejor servicio posible con renovada ilusión".

También ha afirmado que su propósito es "estimular" a los componentes de la Comandancia para lograr "un mayor reconocimiento" por parte de la ciudadanía guipuzcoana a la Guardia Civil, "evocando el espíritu de sacrificio y el enorme esfuerzo puesto de manifiesto" por los guardias civiles en el territorio histórico a lo largo de los últimos años, "en memoria de todos ellos para demostrar que su esfuerzo no fue baldío".

Al respecto, ha abogado por intentar "ganarnos día a día con tesón renovado a esta sociedad", la cual ha esperado "sabrá reconocer nuestro sacrificio pasado y nuestra voluntad de futuro".

"COLABORACIÓN"

También ha ofrecido su "colaboración" a todos los órganos de coordinación interadministrativos; a los policiales y aduaneros de Francia, con los que "se han conseguido grandes objetivos comunes", gracias a "un esfuerzo compartido" y al convencimiento de que "la suma de dichos esfuerzos proporciona los mejores resultados"; a las autoridades y órganos judiciales; a las asociaciones de víctimas del terrorismo, "por solidaridad, comprensión y cercanía", porque la Guardia Civil ha sido "parte integrante de un sector de esta sociedad injustamente marginado".

En este sentido, ha señalado que "aún queda mucho camino por recorrer, investigaciones que esclarecer y una amplia labor por desarrollar para recuperar la ansiada normalidad perdida".

Por su parte, Blázquez, tras ensalzar la "dilatada trayectoria profesional" de Vivancos desde 1984 en diferentes unidades, como la sección de rescate e intervención de montaña en Cangas de Onís o la Academia General Militar en Zaragoza, "un bagaje que le hace idóneo para el mando de una comandancia tan peculiar como Gipuzkoa".

El general de la zona XI Zona de la Guardia Civil del País Vasco ha apuntado que la Guardia Civil está presente en Gipuzkoa desde 1844, "habiendo sido una parte muy importante de su historia", aunque "su protagonismo ha sido más que notable en la lucha contra el terrorismo en el País Vasco y el conjunto de España en el final del siglo XX y principios del siglo XXI".

Además, se ha mostrado convencido de que "la situación actual" va a permitir a Vivancos "profundizar" en las competencias que la Guardia Civil tiene asignadas en la provincia, intervención de armas y explosivos, puertos y aeropuertos y unidades fiscales, así como "de poner en marcha próximamente el servicio marítimo provincial".

Tras las intervenciones de ambos ha tenido lugar un homenaje a los que "dieron su vida por la patria" depositando una gran corona de laurel en su memoria junto al monolito en memoria de los guardias civiles "fallecidos por la barbarie terrorista", 161 en Euskadi, de los cuales cien perdieron su vida en Guipúzcoa. Finalmente, la Compañía de honores ha desfilado ante la tribuna de autoridades dando por finalizado este acto de toma de posesión del nuevo Jefe de la Comandancia de la Guardia Civil.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies