Cómo saber si puedo usar una foto de Internet en mi web: diferencia entre acceso libre y uso libre

Uso de fotografías en Internet
UNSPLASH/RAWPIXEL
Publicado 18/08/2018 11:29:41CET

   MADRID, 18 Ago. (EDIZIONES/Portaltic) -

   Coger una fotografía en Internet con derechos reconocidos y publicarla en nuestra web sin hablar antes con el autor supone una violación de los derechos de autor, como recoge el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE).

   El caso de un estudiante de secundaria de Alemania, que cogió de una web una fotografía para incluirla en un trabajo escolar que, posteriormente acabó publicado en la web del centro educativo, nos hace ver la importancia que tiene distinguir entre el acceso libre a un recurso y su libre uso, como diferencia el tribunal.

    El acceso libre implica que no hay barreras que impidan cogerlo, es decir, no hay nada que nos impida descargar una fotografía y guardarla en nuestro ordenador o móvil. Sin embargo, esta acción, por lo general, no tiene en cuenta al autor, a quien, como especifica el TJUE, hay que pedir permiso si quieremos usar su fotografía.

   Que el autor haya autorizado a una web en concreto a publicar su foto, no significa que cualquier otra persona pueda hacer lo mismo. Normalmente, se confunde con el uso libre, que en este caso sí permitiría a cualquiera publicar la imagen en su web sin tener que consultar al autor, porque este ya habría dado su consentimiento al publicar su trabajo bajo una licencia determinada que así lo permite.

    La sentencia, como explican desde la Asociación de Internautas, sólo afecta a las obras -fotografías e imágenes- cuyos derechos de autor están protegidas por 'CopyRight', pero hay otros tipos de licencia.

   Una de las más conocidas es Creative Commons (CC), una organización sin ánimo de lucro que promueve licencias libres de derechos de autor para que las obras que se acojan a ellas puedan ser utilizadas y compartidas con total libertad.

    Las diferentes licencias CC combinan cuatro condiciones básicas: El reconocimiento de autoría, el impedimento del uso comercial, la no creación de obras derivadas o la creación de estas, pero a condición de que sigan usando la misma licencia.

    Las obras, además, se empiezan a considerar de dominio público cuando son anónimas o expira su plazo de protección de derechos de autor. En España, por ejemplo, una obra pasa a ser de dominio público cuando transcurren 70 años desde la muerte del autor.

   Por otra parte, las obras 'copyleft' son aquellas en las que los derechos de autor sí se ejercen, pero para permitir la libre distribución de sus copias y versiones modificadas, siempre y cuando estas también preserven los mismos derechos.

   En Internet, existen multitud de webs desde las que poder descargar fotografías e imágenes gratis, como OpenPhoto, Flickr, Public Domain Archive o Wikimedia Commons. Cabe señalar que algunos de estos sitios tienen un menú desde el que se puede seleccionar el tipo de licencia para restringir la búsqueda y no llevarnos sustos.