. CCOO-A sostiene que el pin parental que exige Vox "supondría una ilegalidad y escapa a las competencias de los padres"
Publicado 20/01/2020 15:11

CCOO-A sostiene que el pin parental que exige Vox "supondría una ilegalidad y escapa a las competencias de los padres"

El secretario general de la Federación de Enseñanza de CCOO-A, Diego Molina.
El secretario general de la Federación de Enseñanza de CCOO-A, Diego Molina. - EUROPA PRESS/CCOO-A - Archivo

SEVILLA, 20 Ene. (EUROPA PRESS) -

CCOO ha advertido al Gobierno andaluz que implantar un control de las familias sobre los contenidos educativos que reciben sus hijos e hijas en nuestra comunidad autónoma, como se recoge en el acuerdo entre PP, Cs y Vox, del pasado octubre, para que el partido de ultraderecha votase a favor de los Presupuestos de 2020 para Andalucía, "supondría cometer una ilegalidad y escapa a las competencias de los padres y madres en el proyecto curricular".

El sindicato ha explicado que, "aunque haya saltado a la palestra informativa en estos días, CCOO viene denunciando desde que tuvo conocimiento de lo recogido al respecto en el citado acuerdo", ha informado a través de un comunicado.

Para el secretario general de la Federación de Enseñanza de CCOO Andalucía, Diego Molina, "los contenidos curriculares, entre los que se encuentran la educación en valores relativos al respeto a la igualdad, a la diferencia y a la diversidad, son principios educativos que sustentan nuestro Estado democrático, que permiten libertad de conocimiento para después elegir opciones vitales que estarían coartadas cuando se imparte una educación limitada como la que se pretende implantar desde la ultraderecha política".

En este sentido el sindicato ha recordado que "las familias no pueden definir los contenidos curriculares que reciben sus hijos porque, además de poner en duda la profesionalidad del profesorado, restaría la formación básica que necesariamente deben recibir todos los escolares".

CCOO ha argumentado que "del mismo modo que una familia no puede decidir si su hijo o hija puede trabajar antes de los 16 años, no escolarizarlos entre los 6 y 16 años o realizar apología del terrorismo, aunque sean sus hijos e hijas, no puede evitar desde un punto de vista legal que la institución escolar eduque en los valores que sustentan nuestro sistema social y de convivencia".

La responsable de Mujer e Igualdad en CCOO Enseñanza Andalucía, María Trinidad Montes, ha indicado que "la educación integral permite a los niños y niñas comprender el mundo diverso en el que crecen, fomentando la tolerancia y el respeto, lo contrario, es adoctrinamiento", por lo que ha defendido que "estas actividades curriculares, en un país democrático, aportan conocimientos independientemente del origen, religión o nivel económico del alumnado y que superan las propias ideologías y gobiernos, siendo responsabilidad de la Junta de Andalucía hacer que esto se cumpla".

Molina ha informado que "CCOO defenderá al personal docente de la escuela pública a través de sus servicios jurídicos" y ha anunciado que el sindicato acudirá a la vía judicial para "evitar la imposición del pin parental en Andalucía, por agredir los derechos básicos de nuestros menores, maltratar la dignidad y profesionalidad del personal docente y por arremeter contra la Constitución Española".

A la vez, como ya hizo en octubre, CCOO ha exigido a la Consejería de Educación elaborar unas instrucciones que eviten intromisión política y la presión hacia el profesorado y la propia institución escolar, enfrentado a familias y desarticula la comunidad educativa.

"En esta línea, CCOO ha elaborado un plan de visitas a centros educativos andaluces para informar al profesorado sobre sus derechos y mantendrá reuniones con las Ampas y asociaciones de estudiantes con objeto de reforzar la independencia de nuestra educación pública de ideologías y ante la dejación legal y moral de la Junta de Andalucía de velar por una educación integral", ha apostillado Molina.