Publicado 19/12/2019 13:12CET

Un proyecto europeo estudia el potencial multifuncional de biodiversidad subterránea en agricultura hortícola

Imagen de los investigadores de la UGR que participan en el proyecto 'Excalibur'
Imagen de los investigadores de la UGR que participan en el proyecto 'Excalibur' - UNIVERSIDAD

GRANADA, 19 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Universidad de Granada (UGR), en colaboración con otras universidades, empresas e instituciones de más de quince países, participa en el proyecto 'Excalibur', que busca explotar el potencial multifuncional de la biodiversidad subterránea en la agricultura hortícola.

Según ha informado la institución universitaria en una nota de prensa, este proyecto europeo ha recibido cerca de siete millones de euros de financiación del programa de investigación e innovación 'Horizonte 2020' de la Unión Europea.

Los investigadores de UGR que participan en el proyecto, liderados por el profesor Nikolay Vassilev, investigador principal del Excalibur-UGR, se centran en las interacciones entre el suelo, las plantas y los microbios, y en la caracterización de microorganismos beneficiosos del suelo para mejorar la nutrición de las plantas.

El propósito de "Excalibur" es aumentar los conocimientos sobre la dinámica de la biodiversidad del suelo y sus efectos sinérgicos con enfoques prebióticos y probióticos en la horticultura.

Para conseguir este objetivo, se probarán nuevos bioefectores e inoculantes microbianos (bio-inoculantes) multifuncionales en el suelo sobre tres cultivos diferentes, el tomate, la manzana y la fresa, bajo diferentes condiciones experimentales, y se supervisará el efecto de alimentación y retroalimentación en la biodiversidad nativa.

El grupo de trabajo de la universidad granadina es el coordinador responsable del desarrollo de formulaciones microbianas basadas en biopolímeros, y la participación de la UGR proviene de dos grupos de investigación diferentes.

Por un lado, el grupo 'AGR-269' de tecnologías avanzadas de Producción y Formulación de Biofertilizantes, es líder en la producción y formulación de microorganismos beneficiosos para el crecimiento vegetal a nivel mundial.

Este grupo ha conseguido cuatro Proyectos del Plan Nacional, un Proyecto de Excelencia, tres proyectos UGR-Empresa, ha sido representante de España en cuatro Acciones UE-COST, y coordinador de un proyecto europeo de Innovación (Horizonte 2020) en los últimos diez años, con colaboradores de Alemania, Italia, Estados Unidos, Brasil, Serbia, Bulgaria y Polonia.

Desde este grupo participan en el proyecto el profesor del departamento de Ingeniería Química, Nikolay Vassilev, y la doctora María Vassileva.

Por el otro lado, el grupo 'AGR-123' de biotecnología y eco-fisiología de cultivos y plantas de interés ecológico, en el que participan los profesores del Departamento de Fisiología Vegetal, Luis F. García del Moral Garrido y Vanesa Martos Núñez.

Para ir más allá de los numerosos estudios existentes sobre los vínculos entre la biodiversidad del suelo y la salud vegetal, 'Excalibur' desarrollará una completa estrategia de gestión del suelo para aumentar la eficacia de las prácticas de biocontrol y bio-fertilización en la agricultura.

'Excalibur' tiene la ambición de marcar el camino hacia un cambio impulsado por la biodiversidad en el manejo del suelo de los cultivos a través del reconocimiento de la importancia de la conservación y explotación de la biodiversidad del suelo.

El proyecto aplica un enfoque integrado de investigación, desarrollo e implementación de campo para lograr sus objetivos. También desplegará el conocimiento adquirido por las nuevas técnicas moleculares, así como las características de las secuencias genómicas en grupos específicos de microorganismos y funciones, en la creación de herramientas, indicadores y sistemas de evaluación.

Los ensayos de campo previstos en el proyecto desempeñan un papel fundamental para alcanzar el objetivo del mismo y, por ello, se han definido en función de las características climáticas y del suelo de los distintos países de los socios del proyecto.

Se llevará a cabo una evaluación analítica exhaustiva de las propiedades físicas, químicas y biológicas iniciales del suelo de todos los emplazamientos experimentales para obtener una valoración lo más amplia y profunda posible de la biodiversidad nativa del campo que acoge los ensayos.

A continuación, se realizará un seguimiento de los cambios de dichas propiedades y la evaluación del modo en que las mismas afectan a las cepas inoculadas durante los ensayos.