Comienza este martes en Sevilla el juicio al acusado de asesinato y robo en Alcalá para comprar un móvil

Archivo - Detalle de la fachada principal de la Audiencia Provincial de Sevilla
Archivo - Detalle de la fachada principal de la Audiencia Provincial de Sevilla - Joaquin Corchero - Europa Press - Archivo
Publicado: lunes, 20 mayo 2024 14:16

SEVILLA, 20 May. (EUROPA PRESS) -

La Audiencia de Sevilla prevé comenzar este martes el juicio promovido contra un hombre acusado de asesinar y robar a otro varón en el mes de septiembre de 2022 en Alcalá de Guadaíra, hechos por los que la Fiscalía reclama para él un total de 29 años de cárcel.

El inicio de la vista estaba fijado en principio para el pasado viernes, si bien entonces sólo fue constituido el jurado popular, pues tras ello, fue acordado posponer el comienzo de la sesión para este martes.

Será a partir de las 10,00 horas de este martes, así, cuando empiece como tal de la vista, con la presentación de las alegaciones previas por las partes personadas en este procedimiento y la declaración del acusado.

En su escrito de acusación, el Ministerio Público reclama para el acusado, identificado como F.J.L.G., de 43 años a fecha de hoy y con antecedentes penales no computables a efectos de reincidencia; 25 años de cárcel por un delito de asesinato y cuatro años de prisión por un delito de robo con violencia, así como que, en concepto de responsabilidad civil, indemnice con un total de 111.000 euros a las hermanas y los sobrinos del fallecido.

La Fiscalía relata en su escrito que los hechos tuvieron lugar entre las 10,00 y las 13,00 horas del día 24 de septiembre de 2022, cuando el acusado, "con ánimo de obtener un beneficio económico ilícito y para facilitar apoderarse de los bienes" de la víctima, "decidió acabar con su vida" cuando ambos se encontraban en un descampado de la carretera Alcalá-Dos Hermanas, en las cercanías de un centro de menores de Alcalá.

En ese momento, y según el relato del Ministerio Fiscal, el encausado "atacó" a la víctima y le golpeó en la cabeza con un objeto contundente, causándole una fractura craneal y provocando que el fallecido cayera hacia atrás, lo que, "junto a la intoxicación etílica y con cocaína y opiáceos que tenía, supuso una merma en su posibilidad de defensa".

Esta circunstancia fue aprovechada por el investigado, que le ató entonces las manos con bolsas y le colocó alrededor del cuello unas bolsas de plástico y una tela, entrelazadas "para constituir un lazo con un palo, a modo de torniquete, estrangulando a su víctima, ya indefensa", y "acabando en ese momento con su vida".

La Fiscalía añade que, a continuación, el acusado abrió la riñonera del fallecido y se apoderó de la cartera y de la cartilla bancaria de la víctima, yéndose de compras a un establecimiento comercial donde adquirió un teléfono móvil por importe de 99 euros "proveniente del dinero sustraído a la víctima", todo lo cual ha sido intervenido por la Policía.

Leer más acerca de: