Lambán pide a Podemos e IU dejar la "escenificación previa" y ponerse a trabajar en los Presupuestos de Aragón de 2019

El presidente de Aragón, Javier Lambán
Europa Press
Publicado 25/10/2018 14:32:04CET

ZARAGOZA, 25 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Aragón, el socialista Javier Lambán, ha pedido a Podemos e IU, que no han acudido a la reunión convocada por el Ejecutivo autonómico para hablar del Presupuesto de la Comunidad de 2019, que "reconsideren cuanto antes su estrategia de escenificación previa y pasemos de las musas al teatro" y a trabajar unas cuentas "que pueden ser los cuartos Presupuestos de la legislatura".

En declaraciones a los medios de comunicación, en el Hospital Clínico de Zaragoza, Lambán ha resaltado que si se consigue un pacto y aprobar esos Presupuestos "puede culminar una gran tarea hecha por el Gobierno y los grupos parlamentarios de la izquierda" esta legislatura.

Ha añadido que "todo depende de Podemos e IU" porque los grupos que sostienen al Gobierno, PSOE y CHA, "tienen absolutamente claro que quieren caminar a ese Presupuesto".

En relación a la necesidad del Ejecutivo PSOE-CHA de los votos de Podemos en las Cortes de Aragón para tener mayoría, Lambán ha comentado que todos los años, cuando llega el momento de negociar el Presupuesto, "se producen escenificaciones previas a la puesta en contacto de las fuerzas políticas".

Este año "no es distinto a los demás", si bien "estamos en unas fechas en las que nos podemos permitir pocos lujos" ya que en esta ocasión el Parlamento dejará de estar operativo en abril ante la celebración de elecciones municipales y autonómicas en mayo de 2019.

Ha añadido que el Gobierno considera que "hace falta un nuevo Presupuesto para culminar la tarea desarrollado durante la legislatura de recuperación de servicios públicos y derechos, fundamentalmente en el terreno social, educación y sanidad".

Por eso, ha expresado su convicción de que, "al final, tanto Podemos como IU se sentarán en la mesa y tendremos unos Presupuestos".

CONDICIONES DE PODEMOS

Lambán ha comentado, sobre la petición de la formación morada de que el Gobierno autonómico acepte cinco condiciones previas para comenzar a negociar los Presupuestos, que "cuando se tiene voluntad de pactar un Presupuesto, uno se sienta a la mesa sin condiciones previas".

Al respecto, ha apuntado que "todos podemos poner condiciones", en su caso las 75 medidas que planteó en el Debate del estado de la Comunidad u otras cuestiones, como aprobar y presupuestar la ley de renta social básica, "llamada a ser la ley más social de la legislatura".

También ha considerado que "lo que plantea Podemos no deja de ser razonable", como una reforma del Impuesto sobre la Contaminación de las Aguas (ICA), respecto a la que "tenemos prácticamente cerrado un acuerdo, pero no nos podemos dormir en los laureles a esperar a ver cuándo Podemos decide pactar esa ley porque, si no lo hacemos ya, no tendrá reflejo en los Presupuestos".

En este sentido, Lambán ha esgrimido que hay que "trabajar mucho, sin prisa, pero con pocas pausas porque estamos ya a dos meses de terminar el año".

El presidente aragonés ha rechazado que el Gobierno apruebe un proyecto de ley de Presupuestos y lo presente en las Cortes para propiciar allí el debate ya que son "gestos" que "no producen sino frustraciones y decepciones desde cualquier punto de vista". Lambán ha preferido llevar un texto "cuando tenemos la seguridad de que va a salir adelante porque previamente se alcanza un acuerdo".

NEGOCIAR CON OTROS GRUPOS

El presidente autonómico ha considerado "pura incoherencia" buscar acuerdos con grupos parlamentarios diferentes a los que apoyaron su investidura como presidente.

"Las posibilidades de diálogo y acuerdo con el resto de grupos de la Cámara es algo a lo que el Gobierno siempre ha estado dispuesto, pero en materia de Presupuestos, por razones de coherencia, el Ejecutivo ha de pactarlos con los grupos que hicieron posible la formación del Gobierno", ha detallado.

Por eso, ha remarcado: "Solo hay una posibilidad de que haya Presupuestos y es que se alcance un acuerdo entre las cuatro fuerzas políticas de la izquierda" y, si no lo hay, "la alternativa es una prórroga, pero me resisto a aceptar esa posibilidad" y "estoy convencido de que, al igual que ha ocurrido en años anteriores, al final se llegará a un acuerdo".

En este sentido, ha apostillado que todos los años "hemos estado al borde del precipicio en la ruptura de negociaciones, exigencias de dimisiones" y otras cuestiones y "este año tiene un capítulo nuevo, que espero que se supere igual que en años anteriores y tengamos un Presupuesto".