Sánchez Quero exige "una financiación justa" para los ayuntamientos que garantice la igualdad en medio rural


Zaragoza.- Sánchez Quero exige "una financiación justa" para los ayuntamientos q
EUROPA PRESS
Publicado 03/04/2019 13:19:37CET

ZARAGOZA, 3 Abr. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Diputación Provincial de Zaragoza (DPZ), Juan Antonio Sánchez Quero, ha reclamado este miércoles una "financiación justa" para los ayuntamientos, que permita garantizar la igualdad de oportunidades para quienes residen en el medio rural y combatir, de este modo, la despoblación.

Así lo ha afirmado Sánchez Quero en declaraciones a los medios de comunicación antes de participar en el acto que la institución provincial ha organizado para recordar el 40 aniversario de las primeras elecciones municipales de la democracia, jornada que se ha desarrollado en la Ciudad Escolar Pignatelli en Zaragoza, con la asistencia de alcaldes y concejales de la provincia.

"Hoy hace justo 40 años en España se celebraron las primeras elecciones municipales democráticas después de la II República" y, por unanimidad de los grupos políticos de la DPZ, la institución conmemora este aniversario rindiendo homenaje a los ayuntamientos que trabajan desde 1979 por el desarrollo de sus municipios.

"En especial queríamos rendirle homenaje a tres alcaldes que llevan desde 1979 trabajando por sus pueblos y representando a sus vecinos: Antonio Catalán, alcalde de Alforque; Esmeraldo Marzo, de Mainar; y Gregorio Benedí, alcalde de Plasencia de Jalón".

Los primeros alcaldes democráticos encontraron unos consistorios "muy desestructurados administrativamente, con muchas carencias de falta de infraestructuras y servicios, pero enseguida se pusieron a trabajar y lo primero que hicieron fue llevar el agua a las casas, pavimentar las calles, cambiar el alumbrado, hacer casas de cultura, polideportivos, llevar la telefonía".

Se esforzaron por realizar obras y servicios que mejoraran las condiciones de vida de sus localidades, ha recalcado Sánchez Quero, para destacar que esta labor, en muchos casos, "no hubiera sido posible sin la ayuda de la Diputación de Zaragoza", que "ha estado desde siempre y estará al lado de los ayuntamientos".

De estos 40 años "nos podemos sentir muy orgullosos, pero no satisfechos porque faltan bastantes cosas por hacer". La más importante de ellas "conseguir una financiación justa para los ayuntamientos", que permita prestar más servicios e infraestructuras "para que los pueblos estén vivos".

VIENE DE LEJOS

Sánchez Quero ha observado que la despoblación es "un problema que viene de lejos, de los años 50", cuando muchos vecinos del medio rural se marcharon a trabajar a las grandes ciudades y allí criaron a sus hijos y nietos.

"Es difícil revertir ese proceso, pero no nos podemos rendir", ha dicho tajante el presidente de la DPZ. Ha apostado por "consolidar lo que tenemos actualmente en todos los municipios y para eso se necesitan servicios, escuelas, médicos, servicios sociales como los de las grandes ciudades".

Ha reiterado que "hace falta una financiación justa" para los ayuntamientos, pero también para las Comunidades autónomas. Sánchez Quero, como responsable de la comisión de despoblación de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), ha recordado que la FEMP ha planteado ya 80 medidas organizativas y 79 de acción y ha instado a "hablar menos y pasar a la acción ya", con la coordinación de todas las instituciones --ayuntamientos, comarcas, diputaciones provinciales, Comunidades, Gobierno de España y Unión Europea--.

En este punto, ha reivindicado la puesta en marcha de la Ley de desarrollo rural de 2007, en la que "lo único que hace falta es poner financiación". "Se habla de exenciones fiscales, de bonificaciones a la Seguridad Social, de llevar empleo, cultura, educación, de todo lo necesario, pero se necesita hablar menos y hacer más cosas", ha insistido.

Sánchez Quero es alcalde de Tobed, una localidad de 214 habitantes. "Llevo viviendo allí toda la vida y sé perfectamente lo que es la despoblación porque veo como se va apagando el pueblo poco a poco. Si no nos ponemos todos a una trabajar y cada uno queremos ser protagonistas difícilmente podremos avanzar y conseguir nada", ha advertido.

MENOS ELECTORALISMO

El vicepresidente de la DPZ, Martín Llanas, ha sido alcalde del municipio de Épila durante 36 años y concejal en esta última legislatura. Ha pedido "más tranquilidad, más pactos de Estado y menos electoralismo" frente a un problema que "viene de los años 50 y 60", cuando los municipios se comenzaron a despoblar y sus vecinos se marcharon a trabajar a ciudades como Bilbao y Barcelona.

"Lo que se ha producido en 50 o 60 años no se puede cambiar en cuatro, tenemos que ser realistas todos", ha indicado, para mencionar el ejemplo de Escocia, donde llevan 50 años trabajando y ahora "están empezando a obtener resultados en las zonas despobladas".

En su opinión, el problema de la despoblación "está lleno de aristas" y va unido, también, a las dificultades de supervivencia que encuentra el pequeño agricultor. Ha recomendado que se le de "una vuelta" a cómo se está aplicando la Política Agraria Común (PAC), para que pueda contribuir a repoblar los municipios.

Después de 40 años de experiencia en el ayuntamiento epilense, Llanas ha comentado que unas veces se logran éxitos y otras "nos han dado de tortas hasta en el carnet de identidad", pero ha lamentado el "desprestigio de la política", para pedir que se respete a quienes deciden dedicar "una parte de su vida al servicio de los demás" en los municipios.

"El alcalde representa la historia del pueblo, el presente del pueblo y el futuro y trabaja y sueña todos los días pensando en cambiarlo y no lo consigue porque la vida política es un trabajo eternamente inacabado, se consiguen unas cosas y otras no, se cometen errores, y en los municipios se hacen cosas, otras quedan inacabadas y el que llega a continuación las mejora, las tiene que transformar y la vida política de un pueblo es la suma de lo que van haciendo las distintas corporaciones", ha manifestado Martín Llanas.

"REIVINDICAR EL RURALISMO"

Por su parte, la alcadesa de Torrellas, Pilar Pérez Lapuente, tras veinte años en este cargo y cuatro como concejal, ha defendido que en estos 40 años se ha avanzado "mucho" en la prestación y mejora de los servicios y la atención al ciudadano en el medio rural.

"No hay que desprestigiar al medio rural, sino reivindicar el ruralismo como una parte importante de la sociedad. Las ciudades no pueden vivir sin los pueblos, no tendrían ni para comer porque la comida se genera en los pueblos", ha recordado.

Pérez ha coincidido en solicitar que se impulsen las leyes que "están en un cajón y sin presupuestos" y que podrían ayudar a combatir la despoblación. "No es solo una cuestión de servicios, sino de igualdad de oportunidades", de favorecer el empleo y acciones de "discriminación positiva no solo fiscales" sino en otras materias como la vivienda.

Asimismo, es necesario que "haya buen ambiente en los pueblos" y vías de comunicación, aunque ha bromeado al cuestionar si sirven "para que venga gente o para que se vaya cuanto antes". "Hay que tener las mismas oportunidades que en la ciudad"

"Hay que reivindicar el ruralismo. Dentro de unos años volveremos a los pueblos por obligación, porque en las ciudades no se va a poder vivir y ahí estaremos, pero no solo para venir en fiestas y ponernos todos a su disposición. Hay que reivindicar el medio rural como una buen sitio para vivir, no solo para ir de vacaciones", ha sentenciado la alcaldesa.

Contador