PSOE propone rebajar en Santander el IBI y congelar el resto de impuestos

Pedro Casares
PSOE - Archivo
Publicado 17/09/2018 16:21:27CET

Casares ha presentado esta propuesta antes de que el equipo de Gobierno presente su propuesta de ordenanzas fiscales para el año que viene

SANTANDER, 17 Sep. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del PSOE y portavoz municipal en el Ayuntamiento de Santander, Pedro Casares, ha propuesto este lunes rebajar en 2019 el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), congelar el resto de impuestos y tasas locales e introducir medidas de apoyo a los más vulnerables.

Los socialistas han lanzado esta propuesta de cara a la aprobación de las ordenanzas fiscales del próximo año que el equipo de Gobierno municipal (PP) tiene que presentar, según el PSOE, en los próximos días.

También ha planteado la introducción de bonificaciones y criterios de progresividad para que paguen menos los que más lo necesitan, ayudando así a las familias con menos recursos y a los desempleados y favoreciendo, a su juicio, también de esta forma la creación de actividad económica y la generación de empleo.

Casares espera que estas propuestas sean introducidas en las ordenanzas fiscales y ha defendido que hacerlo "es perfectamente posible" a la vista de los continuos remanentes de tesorería positivos del Ayuntamiento y ha recordado que solo en 2017 han supuesto cerca de 20 millones de euros.

"El remanente de tesorería no debe utilizarse solo como hace el PP para amortizar deuda, también debe destinarse a reducir impuestos a los ciudadanos sin perder ingresos para pagar servicios", ha reivindicado Casares, que será el candidato del PSOE a la Alcaldía en 2019.

PIDE UNA REBAJA MEDIA DEL 5% EN EL IBI

Casares ha considerado "fundamental" que haya una bajada "significativa" en el IBI, el principal impuesto que pagan los santanderinos, y la cifra en un 5 por ciento en términos generales.

"Si de verdad la alcaldesa quiere mejorar la vida de los vecinos y vecinas de esta ciudad, esta debería ser la principal novedad de las ordenanzas fiscales para el próximo año. Porque reducir el IBI repercute en la vida y en la economía diaria" asegura el edil, que considera, por tanto, que "es la mejor manera de ayudarles", ha defendido.

En este sentido, Casares ha apuntado que solo en 2017 el Ayuntamiento de Santander recaudó por este impuesto 58 millones de euros, frente a los 32 millones de euros que se recaudaron en 2007, lo que supone un incremento de "casi el 100%" en este impuesto en una década. "Esta es la medida que están esperando los santanderinos", ha dicho.

CRITERIOS DE PROGRESIVIDAD

Por otra parte, ha considerado oportuno que se introduzcan criterios de progresividad en función de las rentas en las principales ordenanzas como las del agua, basura y alcantarillado, según ha detallado en un comunciado.

También ha defendido que debería aumentarse la bonificación hasta un 90% para desempleados, familias monoparentales con 2 hijos, familias numerosas con ingresos muy bajos y personas sin recursos.

SE QUEJA DE QUE LOS IMPUESTOS SUBEN Y LOS SERVICIOS "SE DETERIORAN"

Casares ha explicado que con estas medidas que proponen los socialistas quieren reducir la "elevada carga impositiva" que, a su juicio, sufren los santanderinos "tras años con subidas del IBI, agua y basuras".

Además, se ha quejado de que mientras en la última década algunos impuestos y tasas se han "duplicado" los servicios públicos "se deterioran". "El estado de la ciudad es lamentable, las calles están sucias, la recogida de basura no funciona, han generado un caos en el transporte urbano pero los santanderinos cada vez pagan más impuestos por peores servicios", ha denunciado Casares, que ha insistido en que esto "no es tolerable".

"No puede permitirse que las tasas por servicios públicos suban continuamente y los servicios que reciben los ciudadanos sean cada vez peores. Es una obligación del Ayuntamiento controlar la calidad de los servicios, aunque los hayan externalizado", ha aseverado.