El vallisoletano David Acebes gana el I Premio Liliput de Narrativa infantil con 'El perro que escribía poemas de amor'

Foto de recurso del escritor David Acebes
M.A.R. EDITOR
Publicado 25/10/2018 17:32:32CET

VALLADOLID, 25 Oct. (EUROPA PRESS) -

El vallisoletano David Acebes ha ganado el I Premio Liliput de Narrativa Infantil que organiza M.A.R. Editor por su libro 'El perro que escribía poemas de amor', el cual ha sido seleccionado por el jurado de entre 105 obras procedentes de 15 países.

Según ha informado la editorial a través de un comunicado remitido a Europa Press, bajo la apariencia de cuentos populares tradicionales, el autor ha dado "un giro a los personajes para convertirlos en protagonistas de historias modernas y con finales más adecuados a la época".

"Sus genios no viven en las profundidades del bosque sino que van a Irlanda a hacerse novios de una pelirroja; burros autistas o perros que escriben poemas de amor; con los que presenta a los niños realidades como la de la emigración y la pérdida de las raíces, las enfermedades infantiles y cómo marcan la vida de quienes la sufren y cómo deben ser respetados, o la importancia de la creatividad", apuntan las mismas fuentes.

El libro está ilustrado por la coruñesa Sonsoles Yáñez, quién ha publicado sus ilustraciones en los libros Víctor el Centauro y Somos diferentes.

David Acebes Sampedro (Valladolid, 1976) es licenciado en Derecho, escritor y poeta experimental, así como miembro del consejo director de la revista de crítica y poesía contemporánea Crátera. Ha obtenido, entre otros, los premios literarios Jóvenes Poetas de Valladolid (2003), el Primavera Arbo (2013), el Poesía Social La Alpujarra-Antonio Ferrero (2014), el Sierra de Francia (2015) y el Ateneo Blasco Ibáñez (2017).

Junto al premiado, el jurado ha concedido un accésit a la novela de corte juvenil 'Al otro lado de la raya', de la valenciana María Luisa González de León. El jurado ha destacado el valor de las obras finalistas, que han coincidido en buscar "nuevos códigos estéticos y aprendizajes sin moralina para el lector más joven".