A falta de espacio, vistas las excusas del 'Caso Sara' en el despacho de Trebolle

Trib.- Vistas las excusas del 'Caso Sara' en el despacho del presidente de la Au
TRIBUNAL SUPERIOR DE JUSTICIA CYL.
Actualizado 20/03/2019 12:59:07 CET

VALLADOLID, 20 Mar. (EUROPA PRESS) -

El despacho del presidente de la Audiencia de Valladolid acogió este miércoles la vista del análisis de las excusas dadas por aquellas personas, de un total de 36, que fueron preseleccionadas como posibles integrantes del jurado popular que a partir del 25 de abril deberá determinar la responsabilidad por la muerte de la niña Sara ocurrida en agosto de 2017, por la que se encuentran encausados su madre y su compañero sentimental.

Ante la falta de salas disponibles, ya que todas las existentes en el Palacio de Justicia, sede de la Audiencia Provincial, se encontraban ocupadas, el despacho de su máximo responsable, Feliciano Trebolle, ha tenido que ser habilitado para acoger a las distintas partes personadas en el citado caso a fin de estudiar las excusas dadas por ocho de las 36 personas preseleccionadas como integrantes del jurado, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

Finalmente, todas las excusas han sido estimadas, por lo que queda una 'bolsa' de 28 personas que el día del juicio deberán acudir a la Audiencia de Valladolid y de entre las cuales quedará conformado el jurado compuesto por nueve titulares y dos suplentes.

Las excusas dadas estas ocho personas se han centrado, en su mayoría, en la dificultad de acudir por razones de estudio y cuestiones médicas, si bien una de ellas ha advertido de su condición de abogado, otra reside fuera de Valladolid y uno de los preseleccionados era mayor de 65 años, motivo que recoge la ley del jurado como dispensa.

El juicio se iniciará el día 25 de abril con la selección definitiva del jurado y la exposición de los informes de las partes, mientras que el 26 de abril es la fecha designada para el interrogatorio de la madre de la niña, Davinia M.G, y su compañero sentimental, Roberto H.H, que tendrán el dudoso honor de protagonizar el juicio con jurado más largo en la historia judicial vallisoletana, con más de tres semanas y la participación de hasta cuarenta y cinco testigos y una docena de peritos.

PRISIÓN PERMANENTE REVISABLE

Las cuatro acusaciones, Fiscalía, las dos populares (Asociación Clara Campoamor y Asociación de Asistencia a Víctimas de Agresiones Sexuales y Malos Tragos (Adavasymt)) y la particular--representa al padre biológico de la pequeña--reclaman prisión permanente revisable para Roberto H.H.

Además, tanto Fiscalía como las dos acusaciones populares interesan la misma medida para la madre de la niña, con la única diferencia de que la acusación particular ejercida por el padre biológico solicita la libre absolución de Davinia, para quien no hace petición alguna al considerar que ella no estaba al corriente de la situación y alega que si se hubiera percatado de lo ocurrido habría reaccionado para evitar lo ocurrido.

Fiscalía considera a Roberto H.H. autor material de seis delitos de maltrato con lesiones en el ámbito familiar, un delito de maltrato habitual, otro de violación a una menor de 16 años y asesinato. Mientras, respecto de la madre le imputa los mismos delitos por omisión, así como otro, este en calidad de autora material, de abandono de menores.

Así, la acusación pública interesa para ambos procesados, por el delito de asesinato, prisión permanente revisable, así como por el resto penas que suman para Roberto 24 años de cárcel y 25 para la progenitora de la pequeña, además de 15 años de libertad vigilada una vez salieran de la cárcel.

Por su parte, Adavasymt imputa a los dos encausados un delito de asesinato, seis delitos de lesiones y otro de maltrato, así como un delito continuado de violación en el caso de Roberto y de abandono de menores en el caso de Davinia, con lo que, amén de la petición de prisión permanente revisable para ambos, esta acusación popular pide para la mujer un conjunto de penas que suma 13 años de cárcel y para el que fuera su novio, 24.

Finalmente, la Asociación Clara Campoamor, representada por Luis Antonio Calvo, observa en la conducta de los procesados delitos de lesiones, con petición de un año por cada uno, un delito de lesiones merecedor de cinco años, otro de maltrato habitual por el que solicita tres años, uno de violación a menor de 16 años, con petición de 15 años más, y otro de asesinato, por el que interesa la prisión permanente revisable además de otros 15 años de libertad vigilada una vez que recuperen la libertad.

Contador