Publicado 15/07/2021 11:47CET

L'Hospitalet (Barcelona) da tarjetas prepago a personas vulnerables para la compra de alimentos

Archivo - Reparto de alimentos en L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona) - Archivo
Archivo - Reparto de alimentos en L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona) - Archivo - AYUNTAMIENTO DE L'HOSPITALET - Archivo

Se distribuirán unas 40.000 tarjetas al año con un importe de 50 euros cada una

BARCELONA, 15 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona) ha iniciado la implementación de tarjetas prepago para la compra de alimentos con la voluntad de ayudar a aquellas personas que necesiten complementar las necesidades básicas de alimentación, ha explicado el consistorio en un comunicado este jueves.

En lugar de la distribución directa de alimentos en centros de reparto, este método impulsado en colaboración con Cáritas y Cruz Roja permite comprarlos en determinados supermercados, facilitando la gestión y evitando la estigmatización de las personas usuarias.

El método también busca capacitar a sus usuarios, favoreciendo la toma de decisiones, promoviendo el derecho a alimentarse y permitiendo que adquieran los productos de acuerdo con su situación y según sus necesidades alimentarias por razones de salud, culturales y religiosas.

50 EUROS

El nuevo sistema establece la distribución de unas 40.000 tarjetas dirigidas a 40.000 usuarios al año, con un importe de 50 euros cada una, lo que implicaría llegar a unas 16.000 familias del municipio anualmente.

Su implementación se está haciendo progresivamente, por lo que convive con el modelo de distribución de alimentos en especie hasta que se consolide esta nueva modalidad y su distribución la están realizando Cruz Roja y Cáritas a las personas derivadas por los servicios sociales.

Durante el mes de junio ya se han distribuido 779 tarjetas, que tendrán vigencia para tres meses, lo que supondría un total de 2.337 tarjetas.

La implantación de tarjetas sociales es una de las 64 acciones recogidas en el 'Plan de rescate social', dentro del 'Pacto de ciudad', consensuado con entidades ciudadanas y el presupuesto de su implementación es de dos millones de euros al año.

Contador