Publicado 11/01/2022 10:33CET

Torra cree que la vuelta de Puigdemont debe ir acompañada de una estrategia por la independencia

Archivo - El expresidente de la Generalitat Quim Torra
Archivo - El expresidente de la Generalitat Quim Torra - EUROPA PRESS - Archivo

   No se ve en una lista y critica a Sànchez (Junts) por decir "que desconocía la hoja de ruta del partido"

   BARCELONA, 11 Ene. (EUROPA PRESS) -

   El expresidente de la Generalitat Quim Torra ha considerado este martes que la posible vuelta a Catalunya de su predecesor y líder de Junts, Carles Puigdemont, puede ser "un punto de inflexión", pero cree que debería ir acompañada de una estrategia para culminar la independencia.

   "Sólo con la vuelta de Puigdemont no significará que nos movemos. También salieron los presos políticos. Pero si realmente la vuelta de Puigdemont va acompañada de una movilización popular que tenga detrás una programa concreto para culminar la independencia, entonces esto es otra cosa", ha sostenido en una entrevista en TV3 recogida por Europa Press.

   Tras asegurar que le hubiera gustado recibir a Puigdemont en el Palau de la Generalitat cuando era presidente, ha destacado la independencia "no es una cuestión de un hombre" y sí un proyecto colectivo.

   Para Torra, si Puigdemont volviera sin tener una estrategia sobre cómo lograr la independencia sería "como lo que pasó después del 1-O, que fue un gran momento pero luego no se supo que hacer".

   También ha explicado que Puigdemont volverá a Catalunya si tiene una sentencia de los tribunales europeos que le garantiza inmunidad en todas partes, pero ha pedido "no subestimar la capacidad reactiva de un Estado vencido y furioso".

CRITICA LA MESA DE DIÁLOGO

   El expresidente catalán también ha reiterado sus críticas y escepticismo sobre la mesa de diálogo porque, a su juicio, no llevará a ningún sitio: "¿Existe la mesa de diálogo? He visto unas fotos de una gente que se reunía, pero soy muy crítico. No tenemos fuerza para negociar nada".

   "Un Govern que ha apostado por la gestión autonómica no tienen posibilidades de arrancar nada en esta mesa", ha añadido Torra, que cree que la alternativa pasa por un independentismo movilizado como el de los últimos años, que incluya ciudadanía, entidades y partidos.

   Sobre si ve posible que ERC y Junts vuelvan a presentarse juntos en unas elecciones, cree que el actual sistema de partidos está "más preocupado por alcanzar cuotas de poder, cargos y de las próximas elecciones y no de la próxima generación".

   Al preguntársele qué hizo en su mandato que no fuera gestión autonómica, ha apuntado que no invistió a ningún presidente del Gobierno ni apoyó ningún presupuesto, entre otras cuestiones, aunque ha reconocido que fracasó en su objetivo de lograr la independencia de Catalunya.

NO SE VE EN LA LISTA DE UN PARTIDO

   Pese a destacar que siempre estará al lado de todos los que se propongan conseguir la independencia de Catalunya, y que no puede adivinar que pasará en un futuro, ha admitido también que no se siente cómodo en el actual sistema de partidos, por lo que no se ve en una lista de una formación política en un futuro.

   Así, sigue sin militar en ningún partido, tampoco en Junts, "y menos tras escuchar al secretario general, Jordi Sànchez, diciendo que desconocía cuál era la hoja de ruta de su partido", algo que le sorprendió.

   "Si uno de los principales partidos independentistas del país no sabe cual es su hoja de ruta, preocupémonos", ha remarcado Torra, que ha reivindicado el derecho y el deber a hablar y también el derecho a cambiar de opinión.

ACUERDO CON LA CUP

   Y es que ha manifestado que le sabe mal que el Govern no lograra un acuerdo para aprobar los Presupuestos de 2022 con la CUP porque, en su opinión, era el momento de enviar un mensaje a la sociedad de que no se puede actuar como antes: "Este acuerdo con la CUP era perfectamente posible".

   Tras haber cumplido el año y medio de inhabilitación que le impuso el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya por no retirar una pancarta en apoyo a los presos independentistas, Torra está pendiente de un segundo juicio en marzo por le mismo motivo, del que es escéptico y cree que saldrá una nueva inhabilitación.

Contador