Actualizado 13/04/2007 16:01 CET

La Unión de Asociaciones Chinas en Catalunya firma su adhesión a la patronal PIMEC Comerç

BARCELONA, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Unión de Asociaciones Chinas en Catalunya firmó hoy su adhesión a la patronal catalana del comercio PIMEC Comerç, con la intención de "recibir más apoyo social y empresarial para el colectivo chino establecido en Catalunya", según informó el presidente de la Unión, Lam Chuen Ping.

Al acto también asistieron el presidente de PIMEC Comerç, Alejandro Goñi, el cónsul general de la República China en Barcelona, Wang Shixiong, y el secretario de Comercio y Turismo de la Generalitat de Catalunya, Emili Valdero.

Lam explicó que las 2.500 empresas propiedad de ciudadanos chinos establecidos en Barcelona y las 4.000 totales en Catalunya, "participan y forman parte de Catalunya y de la buena marcha de su economía".

El presidente de la Unión especificó que estas empresas operan en diversos sectores, como restauración, textil o agencias de viajes. Además negó que el colectivo chino sea "cerrado en sí mismo" y defendió la legalidad de sus comercios ante acusaciones de competencia desleal por parte de algunos sectores empresariales catalanes.

Por su parte, Wang destacó que esta adhesión "demuestra el trabajo y el esfuerzo de los compatriotas chinos", a quienes animó a perseverar en su gestión de desarrollo empresarial en Catalunya.

Wang aseguró que "la amistad entre el pueblo español y chino se estrechará cordialmente" con la firma de la adhesión y recordó a los representantes de la comunidad china presentes un viejo proverbio chino que les anima a "seguir siempre adelante, pues lo importante es comenzar".

Asimismo, Valdero transmitió la satisfacción y agradecimiento de la Generalitat de Catalunya por la firma de esta adhesión, y consideró a los empresarios chinos "gente muy trabajadora" que contribuye positivamente al desarrollo económico de Catalunya.

El presidente de PIMEC Comerç, Alejandro Goñi, destacó la importancia de este acto que "representa la primera incorporación de un gran colectivo de empresarios recién llegados a una organización patronal del Estado Español".

En la rueda de prensa posterior al acto, Lam y Goñi matizaron que todavía no hay propuestas de actuación conjunta, aunque la adhesión a la patronal es el primer paso. "Ahora ya estamos en una casa común porque los empresarios chinos ya son empresarios catalanes", concluyó Goñi.