Actualizado 22/01/2021 13:17 CET

Cayetano Rivera muestra su profundo dolor ante la muerte de su tío Riverita: "Te voy a echar de menos"

Cayetano Rivera, en una imagen de archivo
Cayetano Rivera, en una imagen de archivo - EUROPA PRESS - Archivo

   MADRID, 22 Ene. (CHANCE) -

   Hoy nos hemos levantado con la triste noticia del fallecimiento de Riverita, hermano de Paquirri. Algo que se veía venir y que todos los familiares tuvieron en cuenta para despedirse con tiempo de este hombre que siempre significó mucho para todos ellos.

   Nos enterábamos por una publicación que ha hizo José Antonio Canales de madrugada en su perfil de Instagram. Más tarde, era Fran Rivera quien utilizaba sus redes sociales para mostrar su dolor y ahora, ha sido el turno de Cayetano Rivera, quien ha escrito un precioso texto de despedida:

   "Hoy en el cielo están de suerte... "Mi edad es mi sabiduría", decía. En su tarjeta de visita un sin fin de oficios, 'Torero' del que más se enorgullecía. Tocado con la varita de Dios para ser un genio pero de chalado no tenía nada, lo suyo era otro tipo de delirio, otro tipo de locura. Apasionado de los toros, amante de la risa, capaz de volar y de hacerte soñar desde una silla. Su vida en un folio sería trazos de colores, flores, estrellas, la luna... El mundo ahora, tío José, es un poquito peor sin la magia de tu fantasía. Gracias por tu imaginación, por enseñarme a vivir desde tu perspectiva. Gracias tío José por haber existido en mi vida. Te voy a echar de menos pero tu recuerdo será mi sonrisa. Te quiero tío José, nos vemos en la otra orilla...".

   Con estas palabras tan desgarradoras y a la vez preciosas, Cayetano Rivera ha hablado alto y claro en redes sociales sobre el fallecimiento de su tío Riverita. Y es a pesar de que sabían el delicado estado de salud de José, siempre es una tristeza que una persona como él se vaya de este mundo.

   Cabe recordar que Cayetano, Fran y Kiko Rivera pudieron despedirse de él con una visita que supuso un antes y un después en la familia Rivera porque era la primera vez que el hijo de Isabel Pantoja veía a su tío paterno. Algo que le llenó de ilusión y que ha hecho que se pueda ir en paz.