Astrónomos encuentran galaxias fugitivas

GALAXIAS
Foto: NASA, ESA, AND THE HUBBLE HERITAGE TEAM
Actualizado: viernes, 24 abril 2015 8:23

MADRID, 24 Abr. (EUROPA PRESS) -

   Dos astrónomos rusos han demostrado que algunas galaxias se pueden separar de sus agrupaciones anfitrionas y grupos al interactuar con sus vecinos, como se detalla en un artículo en 'Science'. En la imagen se describen las fases del proceso.

   Igor Chilingarian e Ivan Zolothukin creen que hay decenas de miles de millones de planetas indetectables flotando libremente que están rezagados a lo largo de nuestra galaxia, la Vía Láctea, sin estar gravitacionalmente ligados a ninguna estrella.

   Además, hay cerca de dos docenas de estrellas conocidas que escaparon de nuestra galaxia a altas velocidades e incluso un grupo de estrellas fugitivas alojando a un millón de estrellas que huyeron de la galaxia gigante Messier87 en el cúmulo de Virgo. Todos esos objetos tienen una cosa en común, que han sido arrojados fuera de sus sistemas originarios por perturbaciones gravitacionales.

   Hasta el año 2006 los científicos conocían sólo seis galaxias elípticas extremadamente compactas como el satélite de Andrómeda Messier32, que alberga hasta a varios miles de millones de estrellas. Son tan pequeñas, que se ven como núcleos eliminados de las galaxias normales. Se encontró todos estos sistemas estelares junto a galaxias gigantes en los centros de las grandes cúmulos de galaxias.

   Las simulaciones numéricas demostraron que estas galaxias elípticas compactas podrían ser los restos de antiguas galaxias más grandes, sacadas del núcleo central por las interacciones con una galaxia masiva después de caer en ella. En 2009, Igor Chilingarian descubrió otras 20 galaxias raras.

   Sin embargo, en 2013, se encontró la primera galaxia elíptica compacta lejos de cualquier galaxia masiva, por lo que no estaba claro de dónde venía y si se había formado mediante el despojamiento de las mareas. Se hizo evidente que los astrónomos debían buscar estos objetos no sólo en los cúmulos de galaxias y grupos, sino también entre ellos.

   Chilingarian --del Harvard Smithsonian Center for Astrophysics-- y Zolotukhin procesaron una enorme cantidad de datos astronómicos, públicamente disponible gracias a la iniciativa del Observatorio Virtualm, y descubrieron casi 200 elípticas compactas adicionales. La mayoría de ellas, como se esperaba, se encontraron en el interior de las agrupaciones y grupos de galaxias masivas, pero 11 están aisladas, flotando libremente en el espacio a algunos millones de años luz de las agrupaciones más cercanas.

   "Estas galaxias pequeñas se enfrentan a un futuro solitario, exiliado de los cúmulos de galaxias en los que se formaron y vivían", afirma Igor Chilingarian. Pero esto les ayuda a sobrevivir porque de lo contrario serían devoradas en unos mil millones de años.

   Para escapar de la Tierra, estos organismos deben ser lanzado más rápido de 11 km/s, para salir del sistema solar desde la órbita de la Tierra cuya velocidad es más de 42 km/s. Una galaxia tiene que alcanzar aproximadamente los 2.500 km/s para huir, según calculan los astrónomos. Chilingarian y Zolotukhin esperan que su descubrimiento arroje luz sobre la estructura y evolución de las galaxias elípticas compactas, porque piensan que éstas no contienen materia oscura, que se cree mantiene estables la mayoría de las galaxias de otros tipos.