Publicado 11/02/2015 18:42:25 +01:00CET

El PSPV pide a Moragues que "deje de lanzar sombras de sospecha sobre los empleados públicos"

Julián López en una imagen de archivo
Europa Press

VALENCIA, 11 Feb. (EUROPA PRESS) -

El portavoz de Economía del grupo socialista en las Corts, Julián López, ha pedido este miércoles al conseller de Hacienda y Administración Pública, Juan Carlos Moragues, que "deje de lanzar sombras de sospecha sobre los empleados públicos", y le ha instado a que "si conoce la identidad de algún funcionario que haya filtrado algún documento a los medios de comunicación, que lo diga, y si no lo dice, que se calle".

López se ha expresado en estos términos en un comunicado después de que el conseller de Hacienda y Administración Pública, Juan Carlos Moragues, haya apelado este miércoles al "deber de sigilo" de "todos los funcionarios que manejen cualquier tipo de información que sea trascendente y tenga sensibilidad" para evitar filtraciones de informes internos como los de Intervención General de la Generalitat

El diputado del PSPV ha asegurado que "ya está bien de lanzar culpas de forma generalizada sobre los empleados públicos, cuando Moragues es miembro de un Gobierno en cuyo seno apareció un 'topo' y se llevó a cabo una investigación que ahora mismo se encuentra en los tribunales".

Por eso, Julián López ha insistido en que "si no es capaz de dar el nombre y apellidos de la persona que está filtrando indebidamente esos documentos de la Intervención General, lo que debería hacer es callarse y emprender una investigación, si así lo considera necesario, para determinar quién ha sido, pero no al margen de la ley, como hizo el Gobierno valenciano en el caso del topo de la Generalitat", ha manifestado.

Para el parlamentario socialista, "es evidente que quien tiene un enorme caos en la Intervención General es él, que además fomenta la desconfianza entre los viceinterventores, cuando la responsabilidad de lo que allí ocurre es únicamente suya

Por eso, ha incidido en que "no vale que se justifique asegurando que es un órgano independiente, porque si no es capaz de asegurar el rigor del trabajo que allí se realiza lo que debería hacer es irse". Además, ha subrayado que "Moragues tiene la obligación de evitar que los informes de la Intervención se acaben usando para dirimir batallas internas de su partido".