El Summercase, suspendido por la crisis

Actualizado 25/02/2009 21:14:02 CET
-

BARCELONA, 25 Feb. (EUROPA PRESS) -

Los organizadores del Summercase han despejado la duda. El festival que se celebra en Madrid y Barcelona no se realizará este año debido a la crisis, han informado desde la empresas Sinnamon, que suspende otros cuatro grandes eventos -entre ellos el Weekend Dance y el Daydream- y está meditando el destino del Creamfields.

El festival Summercase que se ha venido celebrando entre Barcelona y Boadilla del Monte (Madrid) como un puente aéreo entre ambas ciudades, se suspenderá este año por la crisis, según ha informado hoy en un comunicado la empresa Sinnamon, organizadora del evento y propietaria de la sala Razzmatazz de Barcelona.

La situación económica "no garantiza" que puedan celebrar el evento con la calidad que desearían, explican los organizadores en el comunicado. En la nota los responsables del Summercase añaden que la celebración del evento se aplaza hasta 2010, aunque no informa de qué sucederá con otros festivales responsabilidad de Sinnamon.

Sin embagro, Pedro Moscoso, miembro de la empresa, informó a Europa Press de que sigue en el aire la celebración del Creamfields en Andalucía y el festival itinerante e invernal Wintercase. El resto de festivales de Sinnamon -Ola Festival, Forward Festival, Weekend Dance y Daydream- no se celebrarán este año también debido a la crisis.

Aunque en un principio parecía que Sinnamon pretendía crear expectación eludiendo responder cualquier cuestión sobre la celebración de uno de los festivales más esperados del verano, los responsables de Sinnamon alegan que el retraso en comunicar su suspensión se ha debido a que han intentado agotar "todas las alternativas".

En la última de las tres ediciones que se han celebrado del Summercase, el festival reunió a 81.000 personas entre ambas ciudades. Mogwai, Blondie, Grinderman, Air, Arcade Fire, The Flaming Lips, New Order y Keane han sido cabezas de cartel de las ediciones celebradas hasta el momento.

Hace tan sólo diez días, los responsables del Primavera Sound, Alberto Guijarro y Gabi Ruíz señalaron sobre el Summercase que "esto iba a pasar". "El mercado de los festivales en España estaba inflado y tenía que estallar", añadieron, respecto al retraso de una semana que sufrió el Summercase el año pasado para no coincidir con dos festivales ingleses que sospechaban que podría restarles público, pero que le hizo coincidir de pleno con el Festival Internacional de Benicassim (FIB).