Activado el Plan Especial de Emergencias por Riesgo de Inundaciones de Euskadi en fase de alerta

Precipitaciones intensas (Archivo)
EUROPA PRESS - Archivo
Actualizado 22/01/2019 17:46:01 CET

Se extiende hasta la mañana del jueves la alerta naranja por precipitaciones persistentes

BILBAO, 22 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Departamento de Seguridad del Gobierno Vasco ha activado el Plan Especial de Emergencias por Riesgo de Inundaciones de la Comunidad Autónoma Vasca en fase de alerta, dada la situación actual de los ríos y las previsiones de lluvias persistentes para las próximas horas.

Dicha fase de alerta responde a escenarios en los que existan previsiones de posibles emergencias no manifestadas, pero que dadas las circunstancias y en caso de una evolución desfavorable, es posible su desencadenamiento. Normalmente corresponden a circunstancias asociadas a fenómenos naturales con previsión meteorológica, según ha explicado el Departamento de Seguridad.

De igual modo se está realizando un seguimiento intensivo de las cuencas más sensibles de los ríos, muy especialmente por parte de la Agencia Vasca del Agua (URA), la Agencia Vasca de Meteorología, Euskalmet, y las diputaciones forales.

La Dirección de Atención de Emergencias y Meteorología del Gobierno Vasco mantiene la alerta naranja por precipitaciones persistentes y fuerte oleaje para este miércoles, jornada en la que también habrá aviso amarillo por nieve y rachas intensas de vientos. El jueves, se repetirá la alerta naranja por precipitaciones y se activará el aviso amarillo por nieve y oleaje.

Para la jornada del miércoles, se esperan precipitaciones moderadas, persistentes y muy abundantes y, por ello, se activará la alerta naranja, durante todo el día, en Bizkaia y Gipuzkoa. Se prevé que se podrían acumular en puntos de la vertiente cantábrica más de 80 l/m2 en 24 horas.

En el caso de Álava, estará activo el aviso amarillo ya que, en este territorio, la precipitación acumulada será menor, de entre 30 y 50 l/m2 en 24 horas, especialmente en el norte.

También durante toda la jornada, habrá aviso amarillo por nieve en el interior. De madrugada y a primeras horas, la cota de nieve rondará entre los 800 y los 900 metros, si bien en zonas del este de Álava y en los valles interiores de Gipuzkoa se podría situar en torno a los 500 o los 800 metros.

En las horas centrales, la cota de nieve puede subir por encima de los 1.000 metros, mientras que a últimas horas es posible que vuelva a bajar hasta los 700 o los 900 metros. Se esperan espesores de entre 10 y 40 cm a 1.000 metros y hasta 10 cm a 600 metros.

Asimismo, entre las tres de la madrugada y las doce del mediodía, habrá aviso amarillo por viento en zonas expuestas ya que se prevé que las rachas del oeste-noroeste puedan rondar los 100 km/h en áreas de montaña y superarlos en el litoral. En zonas no expuestas, las rachas rondarán los 80 km/h.

En la costa vasca, habrá durante todo el miércoles alerta naranja por riesgo marítimo-costero para la navegación en las dos primeras millas. La altura de ola significante se situará en torno a los 3 o los 4 metros de madrugada e irá subiendo hasta rondar por la tarde 6 metros.

La alerta se ampliará a impacto en la costa desde las cuatro hasta la siete de la mañana y las cinco y las ocho de la tarde, momento en que la altura de ola significante se situará en torno a 5 metros. La pleamar será a las 5.58 horas, con una marea estimada de 5,16 metros, y a las 18.27 horas, con una marea estimada de 4,79 metros.

LLUVIA, NIEVE Y OLAS

En las primeras horas del jueves, se mantendrá la alerta naranja por precipitaciones persistentes en Bizkaia y Gipuzkoa ya que se esperan precipitaciones moderadas, persistentes y muy abundantes, especialmente en la vertiente cantábrica.

La medida estará activa, en concreto, hasta las seis de la mañana ya que se podrían acumular en puntos de la vertiente cantábrica más de 80 l/m2 en 24 horas y entre 30 y 50 l/m2 en la mediterránea.

Además, hasta las doce del mediodía, estará activo el aviso amarillo por nieve en el interior, con una cota de nieve que se situará en torno a los 500 o los 800 metros. Se podrían acumular espesores de entre 5 y 20 cm a 1.000 metros y hasta 5 cm a 600 metros.

En la costa, habrá aviso amarillo por riesgo marítimo-costero para la navegación en las dos primeras millas también hasta mediodía. La altura de ola significante se situará en torno a los 4 o los 5metros de madrugada, si bien irá descendiendo hasta situarse a mediodía sobre los 3,5 metros.

El aviso se extenderá a impacto en las costa desde las seis hasta las ocho de la mañana, con una altura de ola significante de unos 4 metros. La pleamar está prevista a las 6.44 horas, con una marea estimada de 4,96 metros.