PP vasco reclamará compromiso a Urkullu para rechazar el impuesto al diésel anunciado por el Gobierno de Sánchez

Publicado 16/10/2018 14:28:59CET

BILBAO, 16 Oct. (EUROPA PRESS) -

El PP vasco mostrará el próximo jueves en el pleno del Parlamento Vasco su oposición a futuras subidas de impuestos al diésel, previstas por el Gobierno de Pedro Sánchez en su proyecto de Presupuestos, y pedirá al Ejecutivo de Iñigo Urkullu que mantenga un "compromiso firme" para plantarse ante unas medidas "que claramente ponen en riesgo muchos puestos de trabajo en la industria automovilística vasca, de manera especial en Alava".

En un comunicado, los populares han destacado que en el País Vasco, Vitoria, donde se ubica la factoría Mercedes, es "la que sale peor parada de la subida de impuestos al diésel contemplada por el Gobierno central, con 5.600 trabajadores en la planta vitoriana y 45.000 empleos del sector de la automoción en riesgo". En este sentido, ha recordado que su actividad supone un 27% del PIB de Álava y el 46% de las ventas al exterior.

La parlamentaria del PP María Carmen López de Ocáriz ha señalado que "la grave situación que está provocando el impuesto al diésel tiene como consecuencia una caída del 20% en ventas de vehículos diésel, algo que, para la planta de Mercedes, supone una caída de la previsión de fabricación" de estos vehículos.

"Esto ha provocado paros en la producción durante cinco días en el mes de octubre, y están previstos paros similares el próximo noviembre, así como el paro del turno de noche. Son 1000 empleos que están en riesgo", ha añadido.

La iniciativa del grupo popular, que defenderá López de Ocáriz, destaca que la "rectificación permanente" en la que se mueve el gabinete socialista en materia fiscal, genera "incertidumbre e inestabilidad, y dificulta de manera especial nuevas inversiones y la generación de nuevos empleos".

"Esa falta de rigor en política fiscal y económica tiene consecuencias socioeconómicas para el País Vasco y para Álava porque genera incertidumbre en las empresas, y pone en riesgo el futuro laboral de muchas familias", ha aseverado.

TRANSICIÓN ECOLÓGICA ORDENADA

Asimismo, subraya que el Gobierno Vasco, "junto con los sectores afectados, tiene que apostar por una transición ecológica ordenada, planificada y ordenada, que no ponga en riesgo puestos de trabajo ni inversiones, y que contemple la puesta en marcha urgente de un plan de renovación de vehículos diésel antiguos para el País Vasco".

En su defensa de la moción, la representante del PP asegurará el compromiso de su partido "por garantizar la estabilidad fiscal, la seguridad jurídica y la certidumbre política, porque son pilares básicos para mantener y favorecer el desarrollo económico del territorio".

"Al Gobierno vasco le corresponde actuar con rigor, trasladar a los ciudadanos información precisa, con los datos en las manos, y actuar para que entre todos contribuyamos a una movilidad cada vez más sostenible desde el punto de vista social, medioambiental y económico", ha concluido.