Urkullu anima a "apostar a la mayor" en la fusión de cajas, frente a la fórmula SIP, "transitoria y coyuntural"

iÑIGO uRKULLU
EP
Actualizado 15/02/2011 13:44:43 CET

Pide "analizar y debatir" con el Gobierno central la reforma financiera y dice que no está "dispuesto a cheques en blanco"

BILBAO, 15 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Euskadi Buru Batzar del PNV, Iñigo Urkullu, ha animado a "apostar a la mayor" en la fusión de las Cajas vascas y desechar la fórmula SIP, "transitoria y coyuntural", que se había proyectado para BBK y Vital. Además, ha pedido "analizar y debatir" con el Gobierno central la reforma del Sistema Financiero Español y ha advertido de que no está "dispuesto a cheques en blanco".

En una entrevista a Radio Popular, recogida por Europa Press, Urkullu ha afirmado que su partido no tiene "ninguna" responsabilidad en el 'enfriamiento' de la fusión entre BBK y Vital, y ha acusado a PSE y PP de hacer "mucha denuncia y literatura" respecto al PNV.

"Como PNV, la vez que nos hemos pronunciado fue la semana pasada abogando por la fusión de las tres Cajas y que esa fusión tenga una ficha bancaria", ha explicado.

El líder de la formación jeltzale ha dicho respetar "lo que haya habido de movimientos entre presidentes de Cajas" para una posible fusión fría entre BBK y Vital. No obstante, ha aclarado que el SIP es "una fórmula transitoria, que es coyuntural, que está destinada a morir en algún momento". "Es una fórmula para aquellas cajas en mala situación en el Estado español", ha apuntado.

En este sentido, ha llamado la atención sobre el hecho de que "las tres cajas vascas" sean "las mejores" sin que "sea imputable a una mala actuación de los políticos".

"Será imputable a la profesionalidad de los rectores, pero también a que los políticos representantes de las entidades fundadoras, de los Ayuntamientos con representación en las asambleas de cada una de las Cajas, han dejado hacer realmente, a los profesionales", ha dicho.

Por esta causa, ha afirmado, "desde el ámbito de la política", que si las tres Cajas vascas son "las que en mejor situación está, el SIP es una fórmula para acoger a aquellas Cajas en mala situación, por qué no se puede plantear, en un escenario de reordenación del sistema financiero, aquello que ya en 2005 fue planteado como una fusión de las tres cajas".

Urkullu ha reiterado que la fusión fría es una fórmula "transitoria, coyuntural, que está condenada a morir" y ha agregado que la apuesta "es por el tamaño". "Apostemos a la mayor y vamos a la mayor de manera consciente, todos. El PNV va a la mayor, sin ningún problema", ha animado.

REFORMA DEL SISTEMA FINANCIERA

Además, ha dicho observar del Gobierno de España, "hasta el momento", --sin conocer lo que puede ocurrir hasta el viernes, día en el que el Gobierno central podría aprobar el decreto Ley de Reordenación del Sistema Financiero--, que se exige un 'core capital' (capital básico) diferente a los bancos que a las cajas.

Aunque ha puntualizado que las Cajas vascas han superado ya ese 'core capital', ha llamado la atención sobre el hecho de que "ya hay una diferencia, de lo que, además pretende ser un modelo de bancarización" y que el PNV "cuando menos", quiere "analizar y debatir" con el Ejecutivo Zapatero.

"Si ése es el modelo que debe existir, cómo queda la obra social de las Cajas, cómo queda el arraigo en lo que es su ámbito de ubicación, implicación e incidencia", ha explicado.

En este sentido, ha advertido de que "a lo que no está dispuesta" la formación jeltzale es "a cheques en blanco". "Nosotros solamente tenemos un acuerdo presupuestario en el que, además de proyectos estratégicos, además de determinadas enmiendas cuantificadas en dinero, tenemos un acuerdo de transferencias, y a mí lo que me interesa es cumplir ese acuerdo, y no tenemos más compromiso", ha concluido.