Actualizado 15/11/2007 22:03 CET

El presidente de Extremadura subraya que la apertura del mercado chino al cerdo ibérico exige un "esfuerzo" al sector

MÉRIDA, 15 Nov. (EUROPA PRESS) - El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, mostró hoy su satisfacción tras conocer la noticia de que China ha abierto definitivamente sus fronteras a la comercialización de los productos derivados del cerdo ibérico.

"La apertura del mercado chino supone que debamos hacer un mayor esfuerzo en la producción y en la trasformación", afirmó el presidente de la Junta, quien explicó que un mercado con 1.200 millones de potenciales consumidores debe provocar que los productores extremeños se exijan un incremento en sus capacidades "productivas para ser aún más competitivos".

El jefe del Ejecutivo regional aprovechó la ocasión para pedir que "se siga trabajando por la misma línea y se continúe aspirando a desarrollar aún más la calidad de nuestros productos y del sector", a fin de incrementar su competitividad, señaló la Junta en nota de prensa.

El presidente Fernández Vara destacó la "capacidad de liderazgo" en el sector porcino que tiene Extremadura, pero matizó que no puede haber exceso de confianza, dado que si bien se está "en el buen camino", la "apuesta de Extremadura debe seguir siendo a calidad".

El presidente de la Junta realizó estas declaraciones en el transcurso de la Octava Conferencia de Presidentes u Regiones Europeas con Poder Legislativo, que se celebra entre hoy y mañana en la ciudad de Barcelona.