Anova impulsará un debate "sin estridencias" para iniciar la "refundación" del espacio rupturista

Publicado 01/06/2019 15:18:08CET

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 1 Jun. (EUROPA PRESS) -

   La formación de Anova Irmandade Nacionalista realizará un "debate profundo", "calmado" y "sin estridencias" para iniciar un proceso de "refundación" y "relanzamiento" del proyecto rupturista, después de los "negativos" resultados obtenidos en las últimas elecciones.

   Así se ha decidido en la reunión de la Coordinadora Nacional de Anova, este sábado por la mañana en Teo (A Coruña), con la presencia del portavoz nacional Antón Sánchez y el fundador e histórico dirigente nacionalista Xosé Manuel Beiras.

   El objetivo será establecer un proceso "asambleario" y "abierto" para iniciar un "nuevo proceso" similar al de 2012 "aprendiendo de los errores", para establecer "un proyecto político adaptado al nuevo contexto", ha declarado a los medios de comunicación Antón Sánchez.

   Con este fin, ha puntualizado que se desarrollarán asambleas territoriales ya desde la próxima semana y actos abiertos a la ciudadanía, para celebrar, después del verano, una cuarta asamblea de Irmandade Nacionalista que definirá "el futuro" de la formación.

   Antón Sánchez ha señalado que es el momento de "hacer autocrítica" y "reflexión", pero "una autocrítica, calmada, no estridente que haga ver las cosas en su punto", esto es, que "hubo un retroceso pero hay materia para proyectar en el futuro" "otra vez", "un proyecto de ruptura que desafíe los poderes establecidos en este país".

   Pero ante la cercanía de las próximas elecciones autonómicas de 2020, Sánchez ha precisado que la "reflexión no puede ser a golpe de convocatoria electoral", puesto que "la reflexión tiene que ser más profunda para relanzar un proyecto político de ruptura".

   Para esto, sostiene que "hay que partir de un debate muy abierto" no solo en Anova sino en el conjunto del "espacio" rupturista, "más hondo que simplemente preparar una alternativa electoral", puesto que la "alternativa electoral" debería tener "unos cimientos" que permitan no repetir "los errores" de los debates "estériles" de los últimos meses.

   Preguntado por las críticas de la diputada de En Común Unidas Podemos Yolanda Díaz al ámbito de En Marea, Antón Sánchez ha reiterado que Anova quiere "un debate reflexivo y sin estridencias" y ha instado a que "todo el mundo reflexione", porque "no se está en 2016 ni 2017".

   El portavoz de Anova ha dejado claro que los recientes períodos electorales han demostrado que la "fragmentación del espacio en muchos lugares demostró que pasó factura" y, ante esto, "hay que definir nuevas líneas políticas".

   Entre los motivos de los "negativos" resultados el pasado 26 de mayo, en el que las 'mareas' perdieron las alcaldías de las ciudades de Santiago, A Coruña y Ferrol, ha apuntado a distintas causas, algunas de ellas, "externas".

   Por un lado, ha atribuido el "retroceso" a la "crisis en el espacio de ruptura que provocó desgaste en las mareas municipalistas", al aumento de la "desafección" de las mareas locales con "el espacio nacional", pero también al "intento de recomposición del régimen" y a la "ola" que ha empujado al PSOE tras las generales.

   Por otro, aunque también ha situado como causas el "asedio mediático, político y de los distintos poderes" a los espacios rupturistas municipales, ha admitido que hubo "errores propios de la gestión local".

   Aún así, ha puesto en valor el "orgullo" de Anova por haber apoyado a gobiernos de unidad popular que fueron "honestos y limpios" y que, pese a los resultados negativos, "aún son un espacio muy significativo" en Galicia.

GRUPO PARLAMENTARIO

   El debate sobre el futuro también se tendrá que realizar en el seno del grupo parlamentario de En Marea, del que Antón Sánchez también forma parte como diputado.

   Ante esto, ha incidido en que habrá que "tomar decisiones en el grupo parlamentario" porque, sostiene, "nunca puede ser ajeno a la dinámica política exterior".

   Preguntado sobre la situación del grupo y la portavocía que ostenta el líder de En Marea, Luís Villares, ha asegurado que "es evidente que el panorama político sufrió un cambio". Aunque no ha querido poner fechas, ha avanzado que se "abre un proceso de reflexión y toma de decisiones en todos los ámbitos".

   No ha concretado si se adoptarán decisiones ya la próxima semana, pero ha expresado que "en el grupo parlamentario" habrá "reuniones, claro", porque se reanudará la actividad y en este contexto "allí se hablará".

TUIT DE BEIRAS

   Sánchez también ha sido cuestionado por la polémica generada por el tuit de Xosé Manuel Beiras, en el a raíz de los resultados de las elecciones municipalesm mencionaba la teoría que que el origen terminológico de Santiago de Compostela se deriva de un "depósito de restos humanos en descomposición".

   Ante esto, ha manifestado que su "trabajo no es interpretar" los tuits de Beiras aunque ha querido "aclarar" que la "intención no era en ningún momento una falta de respeto a la ciudadanía de Santiago" porque las palabras se dirigían "a quienes trabajan para los poderes que quisieron acabar con las mareas".

   "El respeto de Beiras y todos nosotros a la ciudadanía de Compostela está por encima de todo", ha remarcado.