Actualizado 22/09/2008 20:14 CET

Pesca.- El acuerdo "de mínimos" suscrito por Pladimega y Arousa-Norte reactiva las descargas de mejillón en los muelles

Los bateeiros recogieron hoy los primeros moluscos para su suministro a cocederos y conserveras tras casi ocho semanas de paro

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 22 Sep. (EUROPA PRESS) -

El acuerdo "de mínimos" consensuado por los bateeiros asociados a Pladimega y Federación Arousa-Norte devolvió hoy la normalidad a los muelles gallegos, donde se reanudaron, sin mayor incidencia, las descargas de mejillón para fábrica --cocederos y conserveras-- después de un paro de casi ocho semanas. Esta fue la primera jornada en la que se recogió recurso para su envío a la industria transformadora.

Ambas agrupaciones mantendrán su autonomía en el trato con los clientes, así como a la hora de realizar las ventas, que se han repartido en función del número de bateas. Así, Federación Arousa-Norte comercializará un 10 por ciento de molusco fresco y un 18,5 por ciento del que se destina a fábrica.

"No son números cerrados, aumentarán o caerán dependiendo de el alta o baja de nuevas bateas", explicó a Europa Press uno de los directivos de Arousa-Norte, Juan López Durán, quien precisó que este es un acuerdo provisional, dado que se mantendrá durante tres meses. "Si hay desacuerdo en alguna cuestión podrá solucionarse", agregó, después de reconocer que la finalidad del consenso fue, en todo momento, desbloquear los puertos y "salvar la campaña".

Arousa-Norte y Pladimega se comprometerán a controlar sus respectivas producciones y ventas, así como a permitir que la organización contraria verifique sus datos. La posibilidad de que una empresa ajena al sector mejillonero se responsabilizase de comprobar el cumplimiento de los cupos de cada organización "se puso sobre la mesa", admitió, aunque insistió en que, por el momento, las dos agrupaciones asumirán esa vigilancia.

Aparte, López Durán se refirió a la próxima constitución de la Mesa do Mexillón, un organismo que integrará un representante de cada agrupación de bateeiros, otro de la Consellería de Pesca, de cocederos y depuradoras. "Controlará las altas y bajas, así como las descompensaciones que se puedan producir en el mercado", afirmó, convencido de que este órgano "regulará" el desequilibrio en las ventas.

PRODUCTORES INDEPENDIENTES

Con respecto a los pequeños y medianos productores independientes, desmarcados de cualquier agrupación, aseguró que Pladimega pretende integrar a "todo el que quiere entrar" y que Arousa-Norte "no le cierra la puerta a nadie". Precisamente, informó de que esta mañana se integraron en esta federación varios socios nuevos.

"Cada batea que entra, batea que modificará el cupo", reiteró, para volver a repetir que, por ello, el reparto del mercado del mejillón --fresco y para fábrica-- es provisional. "El acuerdo será extrapolable a otras pequeñas agrupacionesy propietarios independientes", incidió.

Pese a la ausencia de la agrupación Virxe do Rosario en la mesa de diálogo, López Durán defendió que se trata de una entidad "independiente", "digna" y "respetable", que deberá "negociar su cuota de poder" dado que, como explicó, el cupo de Arousa-Norte y de Pladimega no absorbe el conjunto del mercado.

COCEDEROS

Cuestionado sobre el parecer de las empresas dedicadas a la cocción y congelado del mejillón, el directivo de Arousa-Norte minimizó la afectación que pueda tener un acuerdo "entre productores". Sí reconoció que "algún punto" puede incidir en los cocederos que esta tarde iban a analizar el contenido del consenso alcanzado ayer en una reunión.

Federación Arousa-Norte, integrada por siete asociaciones y próxima a las 500 bateas, continuará sus descargas en sus puertos habituales: Portosín (en épocas determinadas), A Pobra do Caramiñal, Rianxo, Cabo da Cruz (en ocasiones puntuales), Vilanova de Arousa, Moaña y Domaio.