La construcción refuerza de manera gradual su contribución a la economía balear, según un informe de Impulsa

Publicado 12/12/2018 18:07:08CET

PALMA DE MALLORCA, 12 Dic. (EUROPA PRESS) -

La construcción refuerza de manera gradual su contribución a la economía balear, según el informe monográfico sectorial 'Construcción: Visión Global, Impacto Local', realizado por la Fundació Impulsa y promovido por la Confederación de Asociaciones Empresariales de Baleares (CAEB) y la Asociación de Constructores de Baleares.

Durante la presentación del informe, que ha tenido lugar este miércoles, el director técnico de la Fundació Impulsa Balears, Antoni Riera, ha dicho que "la construcción está reforzando su contribución, tanto a la generación de valor (6,2% del PIB) como al empleo (10,1%)".

De esta manera, ha señalado que tras "el intenso ajuste encajado durante el periodo recesivo" (-53,4% del empleo), actualmente "se observa en el tejido regional una presencia relativa superior a la del entorno competitivo del archipiélago (5,8% del PIB español y 5,4% del PIB europeo)".

Riera ha destacado que "el monográfico constata que la construcción está recuperando progresivamente el ritmo de actividad beneficiada por las favorables condiciones del entorno económico".

Así, ha destacado que "este proceso se produce en un contexto marcado por los cambios tecnológicos, normativos y de demanda del sector en el que las nuevas tendencias en la construcción giran en torno al uso de recursos y procesos más eficientes y una mayor orientación hacia la demanda".

El informe refleja que la mejora del nivel de actividad posibilita que las empresas de la construcción estén adquiriendo estructuras de tamaño superior (+1,5 pp de empresas pequeñas, +0,2 pp de empresas grandes) y alcancen un mayor grado de supervivencia como lo demuestra que la tasa de natalidad (11,3%) esté superando la de mortalidad (7,7%).

Riera ha destacado que "la formación del capital humano y la integración de las nuevas tecnologías mantienen un elevado potencial para mejorar la eficiencia del sector" y que "las oportunidades para la mejora de la formación del capital humano se concentran, mayormente, en torno a los puestos de trabajo de categoría media".

Por otra parte, ha explicado que "la integración de las nuevas tecnologías en los procesos empresariales presenta aún un amplio margen de progreso, sobre todo en el ámbito de mejoras en la eficiencia y en el aprovechamiento de los recursos disponibles, aspectos clave en la estrategia y rentabilidad empresarial del sector".

Por ramas de la actividad, el informe señala que el mayor dinamismo del sector se concentra en torno a las actividades de edificación de naturaleza tanto residencial como no residencial. Cabe destacar que la obra residencial se reactiva impulsada por el aumento de la demanda de viviendas por parte de la población tanto local como extranjera.

Por su parte, la actividad de obra no residencial se está beneficiando de la importante inversión en proyectos de naturaleza turística, mientras que la promoción inmobiliaria mantiene un tono más contenido que el resto del sector a la espera de que finalice el ajuste entre la demanda y la oferta del mercado residencial.

Por último, las obras de ingeniería civil se desmarcan del dinamismo del sector en un contexto de mayor moderación de la iniciativa pública.

TENDENCIAS DE FUTURO

Respecto a las tendencias de futuro, el informe matiza que el proceso de recapitalización que está acompañando la progresiva recuperación de la actividad de la construcción constituye para el tejido empresarial del sector una oportunidad propicia para transformar sus fundamentos productivos.

Con esto, explica se podrá alcanzar "un mayor grado de resiliencia frente a futuros episodios recesivos de la economía, en general, y del mercado inmobiliario, en particular".