Publicado 28/11/2021 12:20CET

Puig reivindica una financiación que "garantice la igualdad de los ciudadanos y proteja las singularidad territorial"

PALMA, 28 Nov. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del PSPV-PSOE y president de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, ha reivindicado este domingo, durante el XIV Congreso del PSIB-PSOE, "un modelo de financiación que garantice la igualdad de los ciudadanos y proteja la singularidad territorial".

Según ha manifestado Puig durante el coloquio 'Eix mediterrani: treballam pel que ens uneix', en el que también ha participado el primer secretario electo del PSC, Salvador Illa, "el gran objetivo de en materia de financiación es conseguir un modelo que garantice la igualdad de los ciudadanos y proteger las singularidad territorial".

"La derecha hizo imposible la anterior legislatura que hubiera un nuevo modelo de financiación en España", lamentado Puig, quien ha reconocido que "en estos momentos aún no se ha conseguido tampoco un sistema de financiación actualizado" pero, ha matizado, "el Gobierno de Sánchez ha concedido dos fondos extraordinarios a las CC.AA. para ayudarlas durante un momento tan difícil como la pandemia".

"Esta es la gran diferencia entre unos y otros gobiernos, que los socialistas sí buscan soluciones", ha hecho hincapié. Por esta razón, ha querido poner en valor la importancia del "diálogo" para que "el año que viene pueda haber una reforma fiscal" que permita a todas las CC.AA. "gastar bien y ser eficientes".

Por su parte, el primer secretario electo del PSC, Salvador Illa, ha planteado durante su intervención la necesidad de una "transición entre el modelo de financiación actual y el sistema que se quiere tener para el futuro". Siempre, eso sí, dejando claro el hecho de que la financiación autonómica es un elemento "esencial" para garantizar los servicios sociales básicos a los ciudadanos.

En esta línea, ha considerado "clave" apostar por la cogobernanza. Para Illa, "hay que dar más voz a las regiones y a las CC.AA.". Y es que, ha afirmado, "duele mucho ver como el gobierno catalán no se sienta en la Mesa para negociar un modelo de financiación, desde la lealtad institucional".