26 de febrero de 2020
 
Actualizado 04/05/2007 20:30:02 CET

Argentina.- Un obispo dice que en la provincia de Kirchner al que piensa distinto lo tratan como un enemigo

BUENOS AIRES, 4 May. (Del corresponsal de EUROPA PRESS Rafael Saralegui) -

El obispo de Río Gallegos, monseñor Juan Carlos Romanín, dijo hoy que en la provincia de Santa Cruz "el que piensa distinto parece un enemigo al que hay que eliminar", al referirse a la conflictiva situación que se registra en el distrito del presidente Néstor Kirchner.

"Nos cuesta mucho que nos acepten a los que pensamos distinto. El que piensa distinto parece que es un opositor, un enemigo al que hay que eliminar. Se cierran radios, los medios no ayudan, tenemos censuras, falta libertad de expresión, no hay privacidad, tengo sospechas de que mis teléfonos están intervenidos", dijo el obispo a radio Continental.

Romanín se refirió al conflicto docente en Santa Cruz, donde los maestros están en huelga desde hace más de un mes para reclamar un aumento salarial, sin que el actual gobernador, Carlos Sancho, haya logrado encontrar una salida.

"Llama la atención que el diálogo entre los docentes y las autoridades no se realice en Santa Cruz, sino en Buenos Aires", señaló Romanín, al referirse a la intervención del Gobierno, ya que el presidente Kirchner ordenó a los ministros de Trabajo, Carlos Tomada y de Educación, Daniel Filmus, que convocaran al gremio y a las autoridades provinciales a negociar.

Kirchner fue gobernador durante tres mandatos en Santa Cruz antes de llegar a la presidencia en 2003, pero aún a la distancia mantiene un férreo control en el distrito, un actitud que provocó el año pasado la renuncia del gobernador Sergio Acevedo, quien fue reemplazado por Sancho.

"La gente comenzó a despertarse, a perder el miedo a salir a la calle. Eso no se quiere ver. Hay un reclamo y hay que escucharlo", dijo el obispo de Río Gallegos al referirse al prolongado conflicto docente.