Actualizado 19/01/2021 14:28 CET

Conte aboga por un Gobierno "cohesionado" en Italia ante la prueba de fuego en el Senado

Vista general del Senado de Italia
Vista general del Senado de Italia - Pool/LaPresse via ZUMA Press/dpa

MADRID, 19 (EUROPA PRESS)

El Gobierno de Italia se juega su supervivencia política este martes en el Senado, órgano ante el que el primer ministro, Giuseppe Conte, ha vuelto a apelar a la necesidad de "pasar página" a la crisis abierta por la ruptura con el partido Italia Viva y a encarar, con un gabinete "cohesionado", los retos más acuciantes a los que se enfrenta el país transalpino.

"Cuando un país sufre, está más unido", ha argumentado Conte ante los senadores, frente a los que también ha reconocido que esta misma unión le ha fallado al Ejecutivo en estas últimas semanas. La división llevó la semana pasada al abandono del partido de Matteo Renzi, que formaba parte de la coalición junto al Movimiento 5 Estrellas (M5S) y el Partido Democrático (PD).

El Gobierno superó el lunes la primera de las dos cuestiones de confianza presentadas ante el Parlamento. En la Cámara de Diputados, los números le salían a Conte, que en el Senado encara con menos garantías una votación que, de fracasar, supondría el final de su segundo gabinete --ya fracasó inicialmente el experimento entre el M5S y la Liga de Matteo Salvini--.

En el Senado, el Ejecutivo no tiene la mayoría absoluta, que se sitúa en los 161 votos, por lo depende de que haya una mayoría simple de votos a favor, más síes que noes. Los senadores de Italia Viva han prometido que se abstendrán y, a falta de cómo puedan moverse los apoyos en las próximas horas, el respaldo al Gobierno oscila entre los 154 y 156 senadores, según la agencia Adnkronos.

Tal como hiciese el lunes en la Cámara de Diputados, Conte ha insistido este martes en que tiene "la cabeza alta" pese a una crisis de la que ha tratado de desmarcarse. "Este país merece un Gobierno cohesionado, dedicado a tiempo completo a trabajar exclusivamente por el bienestar de los ciudadanos y a promover un reinicio rápido de la vida social y la recuperación de la economía", ha declarado.

Conte espera "ayuda" del resto de la clase política italiana, para que bien desde el Gobierno o desde la oposición puedan trabajar juntos para "curar la profunda herida" que se ha generado en la confianza de los ciudadanos. En este sentido, espera lograr el respaldo de legisladores independientes o de los centristas pro europeos para salvar el trance, al menos de momento.

OPCIONES

La retirada de la confianza parlamentaria al Gobierno abriría la puerta a la negociación de una nueva administración, que podría estar de nuevo encabezada por Conte o por un candidato alternativo, bien de la oposición o un tecnócrata. Uno de los nombres más planteados en estos últimos días es el del expresidente del Banco Central Europeo (BCE) Mario Draghi.

Otra vía, que ni el M5S, ni el PD, ni Italia Viva quieren, es el adelanto electoral. Una encuesta difundida por la cadena La 7 este martes estrecha las distancias entre la Liga y el PD, ya que el partido de Salvini figura con una intención de voto del 23 por ciento y la formación de Nicola Zingaretti aparece con un 20,8 por ciento.

Hermanos de Italia, la formación ultraderechista que encabeza Giorgia Meloni, figura en tercera posición con un 17 por ciento de intención de voto, por delante del M5S, que obtendría el 15,5 por ciento de los sufragios. Italia Viva, por su parte, se sitúa por debajo del 3 por ciento.

Para leer más