Publicado 16/05/2015 22:29CET

Francia pide una distribución de refugiados más equilibrada dentro de la UE

NIZA (FRANCIA), 16 May. (Reuters/EP) -

El primer ministro francés, Manuel Valls, ha advertido a la Unión Europea de la necesidad de un sistema de control de fronteras y una manera más igualitaria de distribución de refugiados dentro de los Estados miembros de la Unión.

"Necesitamos crear un sistema de control de fronteras europeo", ha advertido Valls, que ha añadido que Francia ha presentado propuestas concretas a Bruselas sobre esta cuestión.

"Los refugiados deben ser distribuidos entre los Estados de la UE de manera más equilibrada", ha sostenido, además de solicitar nuevas medidas que hagan frente a las redes criminales que obtienen ganancias con el desplazamiento de los refugiados.

Valls ha dicho que Francia, Italia, Alemania, Suecia y Reino Unido han aceptado el 75 por ciento de los refugiados en Europa y ha añadido que Francia "ya ha hecho demasiado", acogiendo ya a 5.000 sirios y 4.500 iraquíes desde 2012.

En los últimos tres días, cerca de un millar de inmigrantes procedentes en su mayoría de África, fueron interceptados al sur de Francia cerca de la frontera italiana.

En respuesta, se han reforzado los controles policiales de la frontera y en carreteras, trenes, autobuses y varios puntos de control, según ha explicado el primer ministro francés en su visita a Menton, una ciudad situada a pocos kilómetros de la frontera italiana.

PROPUESTA DE LA COMISIÓN EUROPEA

Esta semana, la Comisión Europea proponía cuotas basadas en criterios como la población de los Estados, para una distribución más justa de los refugiados, debido al fuerte influjo registrado. Sin embargo, el Gobierno conservador británico recientemente reelegido rechaza cualquier sistema de cuotas impuesto por Bruselas.

"Me opongo a la introducción de cuotas para inmigrantes", asegura Valls. "El asilo es un derecho, atribuido de acuerdo a unos criterios internacionales (...). De ahí que los beneficiarios no puedan ser objeto de cuotas, uno es un refugiado o no", ha expresado.

Valls asegura que la UE hizo frente a la crisis de refugiados después de que unas 3.000 personas murieran y unas 170.000 fueran rescatadas en el Mediterráneo intentando alcanzar las costas europeas el pasado año, una ola que él ha descrito como "un influjo unido a la Primavera Árabe".

Para leer más