Actualizado 29/09/2009 18:47 CET

Francia suspende su cooperación militar con Guinea por la sangrienta represión de los manifestantes

PARIS, 29 Sep. (Reuters/EP) -

Francia suspendió este martes su cooperación militar con su antigua colonia de Guinea y aseguró que presionará a sus socios de la Unión Europea para que adopten sanciones contra los responsables de la sangrienta represión de una manifestación antigubernamental ayer lunes, en la que, según el último balance, murieron más de 150 personas.

"Francia ha decidido suspender inmediatamente la cooperación militar con Guinea. También está revisando toda su ayuda bilateral", señaló el ministro de Exteriores galo, Bernard Kouchner, en un comunicado.

"A petición nuestra, la Unión Europea se reunirá mañana en Bruselas para examinar medidas adicionales, particularmente contra individuos, que podrían tomarse rápidamente", añadió, precisando que París también ha mantenido contactos con la Unión Africana y con el Consejo de Seguridad de la ONU sobre la situación.

Kouchner calificó de "sangrienta y salvaje" la represión en Guinea y dijo que Francia está estudiando prestar asistencia médica a los heridos, que ascenderían a más de 1.250 según fuentes méditas citadas por la Organización Guineana de Derechos Humanos.

Las fuerzas de seguridad reprimieron a tiros a los manifestantes que se habían congregado en Conakry para protestar por la supuesta candidatura del jefe de la junta militar en el poder, capitán Moussa Dadis Camara, a las elecciones presidenciales del próximo enero.