HRW insta a Jordania a acabar con el matrimonio infantil y ofrecer una completa igualdad a las mujeres

Publicado 03/04/2019 7:39:34CET

MADRID, 3 Abr. (EUROPA PRESS) -

La organización Human Rights Watch (HRW) ha instado al Gobierno de Jordania ha aprovechar las discusiones en el Parlamento sobre los cambios en la ley del Estatuto Personal en el país para incluir el fin del matrimonio infantil y ofrecer una completa igualdad a las mujeres en el matrimonio, divorcio y herencia.

"El matrimonio infantil roba a las niñas su infancia y pone su educación y salud en peligro", ha indicado el subdirector de Oriente Próximo de HRW, Michael Page. "El Parlamento debe utilizar esta oportunidad para poner fin a esta práctica abusiva", ha subrayado.

HRW ha indicado que el pasado diciembre, la Cámara Alta del Parlamento adoptó enmiendas a la ley permitiendo que los niños de entre 16 y 18 años pudieran casarse con la aprobación del Tribunal, comparado con la anterior edad mínima, que se encontraba en los 15 años.

La Cámara Baja rechazó los cambios y las dos cámaras negociarán las enmiendas en una sesión que se celebrará el próximo 8 de abril.

Según HRW, la gran mayoría de los niños que contraen matrimonio en Jordania son niñas. Según un informe anual del Departamento del Juez Supremo jordano publicado en 2017, el 13,4 por ciento de los matrimonios de ese año lo formaban niñas menores de 18 años. Sin embargo, tan solo un 0,004 por ciento eran niños.

"Los problemas de Estatuto Personal se encuentran entre los asuntos más importantes que afectan a la vida de los jordanos comunes de manera regular", ha subrayado Page.

La ley jordana obliga a las mujeres a obtener un permiso de un tutor masculino, normalmente su padre, para casarse y puede perder el derecho a recibir apoyo financiero de su esposo si vive o trabaja fuera del hogar sin el consentimiento de su marido.

Además, la ley de Estatuto Personal jordana ofrece a la madre preferencia a la hora de decidir con quién debe vivir un niño si se divorcia hasta que el hijo tenga 15 años. Después de cumplir esa edad, el niño podrá elegir. Sin embargo, los niños pueden dejar de vivir con sus madres si se vuelve a casar.

Contador

Para leer más