Italia.- El Gobierno italiano pide al Constitucional anular el reenvio a juicio de los acusador por el caso Abu Omar

Actualizado 15/03/2007 21:05:00 CET

ROMA, 15 Mar. (de la corresponsal de EUROPA PRESS, G.Moreno) -

El Gobierno italiano presentó ayer un segundo recurso ante el Tribunal Constitucional contra la magistratura de Milán por un delito de violación de secreto de Estado y con el que pide la anulación del reenvío a juicio de los 26 estadounidenses implicados en el secuestro del supuesto terrorista Abu Omar.

De este modo, según trascendió hoy, el Ejecutivo de Prodi pretende invalidar la decisión tomada por la juez de Milán, Caterina Interlandi, el pasado 16 de febrero, y por la que reenvió a juicio a 33 personas -entre ciudadanos italianos y americanos-- por su supuesta colaboración en el secuestro del ex imán Osama Moustafa Hassan Nasr --también conocido como Abu Omar--.

El mismo Constitucional tiene pendiente de resolución un primer recurso presentado por el Gobierno que dirige Romano Prodi contra la Fiscalía de Milán por el mismo delito de violación del secreto de Estado, en relación al que fue decretado en su día por el anterior primer ministro Silvio Berlusconi.

Ya esta mañana, el ministro de Justicia italiano, Clemente Mastella, anunció que el Gobierno decidirá si pide o no la extradición de los 26 estadounidenses implicados en el secuestro del supuesto terrorista Abu Omar en Milán, después de conocer el fallo del Tribunal Constitucional sobre una posible invasión de competencias por parte de la Fiscalía de Milán.

La Fiscalía milanesa lleva tiempo insistiendo en que el Gobierno italiano debería reclamar la extradición de los 26 ciudadanos americanos --la mayoría, agentes de la CIA-- que podrían haber estado involucrados en el secuestro del imán.

El anterior Gobierno de Silvio Berlusconi rechazó esta propuesta, mientras que el actual ejecutivo que dirige Romano Prodi ya ha señalado que no presionará a Washington al respecto.

Según los fiscales milaneses, un equipo dirigido por la CIA capturó al presunto terrorista Abu Omar en Milán en febrero de 2003, desde donde fue trasladado a varias bases aéreas en Italia y Alemania para finalmente llevarlo a Egipto, donde fue torturado, según declara su abogado.