Italia.- El 'Queen Victoria' afronta la recta final de su construcción, en la que se emplean 4.000 trabajadores

Actualizado 15/03/2007 14:14:51 CET

VENECIA (ITALIA), 15 Mar. (Del enviado especial de EUROPA PRESS Ernesto Muñoz) -

El crucero transatlántico de lujo 'Queen Victoria', de la compañía Cunard Line, afronta la recta final de su construcción en los astilleros italianos de Fincantieri en Venecia, donde se emplean 4.000 trabajadores para que el buque, de 294 metros de eslora, 90.000 toneladas y capacidad para 2.000 pasajeros, realice su viaje inaugural en diciembre por el Mar del Norte.

En una visita guiada, responsables de Cunard y Fincantieri mostraron a la prensa los interiores del barco, cuya construcción, en la que se han invertido cerca de 500 millones de dólares, comenzó en mayo de 2006. Ya está completado el esqueleto del buque, que salió por primera vez a flote el pasado 15 de enero, y ahora comienzan los trabajos para convertirlo definitivamente en la tercera reina de los mares, que se sumará al 'Queen Mary 2' y al 'Queen Elizabeth 2'.

Un entramado de andamios, estructuras metálicas y kilómetros de cables y conductos están ahora a la vista en el barco. Cunard, filial de la gigante estadounidense Carnival Corporation, resalta que la nave "combinará el ambiente clásico con la tecnología más avanzada". Ésta es la primera nave que construye para Cunard el astillero italiano.

El consejero delegado de Carnival Corporation, Micky Arison, explicó a Europa Press que el nuevo barco continúa "muy en la tradición de Cunard y de su historia". "Es para los mismos tipos de clientes que tenemos en el 'Queen Mary 2'. Se harán vueltas al mundo y largos cruceros por el Mediterráneo. Es un producto de lujo", subrayó Arison.

Aunque el 'Queen Victoria' tendrá su base en Southampton (Reino Unido), Arison afirmó que el buque hará paradas en España. Agregó que el mercado español "encaja absolutamente con este producto".

"El 'Queen Mary 2' cuenta actualmente en sus rutas transatlánticas con una cifra no desestimable de clientes españoles. Recientemente en Barcelona me transmitieron que el 'Queen Mary 2', si se busca una experiencia única de cruceros, muy personalizada, muy especial, muy inglesa, es un ejemplo perfecto de esto, y el 'Queen Victoria' lo será en el futuro", destacó Arison.

Según la directora ejecutiva de Cunard Line, Carol Marlow, el 'Queen Victoria' "será parte de la herencia y de la tradición de las grandes reinas". El 6 de enero de 2008, el barco emprenderá su primera travesía por el mundo. El 13 de enero llegará al puerto de Nueva York para reunirse con sus hermanos, el 'Queen Mary 2' y el 'Queen Elizabeth 2', ocasión en que, por primera vez se juntarán tres reinas en los 167 años de historia de Cunard Line.

DISTINCIÓN.

Externamente, los emblemáticos colores de Cunard Line, negro, rojo y blanco, distinguen a las reinas de los actuales barcos de crucero. En el interior del 'Queen Victoria', espaciosas áreas comunes decoradas en maderas nobles, mosaicos, lámparas de araña y mármoles seguirán la línea de sus famosos antecesores.

El nuevo barco dispondrá de un teatro con 800 asientos, el Royal Court, que evocará a un gran teatro del West End londinense; un museo a bordo con objetos de Cunard Line de gran valor; una biblioteca de dos pisos con una escalera de caracol y más 6.000 tomos en varios idiomas; y un invernadero de estilo colonial, con una fuente central y una cubierta de cristal retráctil, abierta al cielo. El servicio a bordo, al igual que en sus dos barcos hermanos, correrá a cargo del afamado sello británico 'White Star Service'.

La nave tendrá también un Grand Lobby en tres alturas, en caoba y mármol, con un tapiz de doble altura sobre las escaleras; y una sala de baile, la Queens Room, con dos alturas y una pista de mas de 100 metros cuadrados, adornada con lámparas de araña. Asimismo, contará con el restaurante de dos pisos Britannia, con columnas y arcos decorativos y una pieza central realizada en bronce y cristal.