Publicado 11/06/2020 17:10:41 +02:00CET

Mueren 20 personas en un ataque achacado a grupos criminales en el norte de Nigeria

Soldados del Ejército de Nigeria parte de la fuerza de paz de la ONU en Liberia en 2003
Soldados del Ejército de Nigeria parte de la fuerza de paz de la ONU en Liberia en 2003 - GETTY IMAGES / CHRIS HONDROS - Archivo

MADRID, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

Al menos 20 personas fueron asesinadas en un ataque achacado a grupos criminales en la localidad nigeriana de Kadisau, situada en la provincia de Katsina (norte), según ha confirmado la Policía, en el marco de un repunte de estos incidentes en el norte y el noroeste del país.

El portavoz de la Policía provincial, Gambo Isah, ha detallado en declaraciones al diario nigeriano 'Premium Times' que los atacantes llegaron al lugar en la noche del martes a bordo de más de 200 motocicletas con el objetivo de saquear la localidad.

"Los residentes se resistieron y, como resultado, los hombres armados abrieron fuego y mataron a catorce en el acto", ha dicho, antes de agregar que cuatro de los 26 heridos fallecieron posteriormente.

Así, ha recalcado que las autoridades han desplegado refuerzos en la zona, incluidos miembros de las fuerzas especiales llegados desde la capital, Abuya.

El ataque tuvo lugar la misma noche en la que más de 80 personas fueron asesinadas en un ataque ejecutado por presuntos milicianos de Boko Haram en el estado de Borno, en el noreste de Nigeria, según el gobernador estatal, Babagana Zulum.

En general, las autoridades de Nigeria se refieren a Boko Haram para hablar indistintamente de la facción que lidera Abubakar Shekau así como de Estado Islámico en África Occidental (ISWA), que se escindió en agosto de 2016.

El Ejército de Nigeria afirmó el 4 de junio haber "neutralizado" desde el 28 de mayo a cerca de 400 "bandidos" responsables de ataques contra civiles en el norte y el noroeste del país, sacudido en los últimos meses por un incremento de los ataques por parte de grupos criminales.

Las operaciones fueron autorizadas por el presidente nigeriano, Muhammadu Buhari, a raíz de un ataque ejecutado el 27 de mayo por "bandidos" contra varias aldeas situadas en el estado de Sokoto (norte), donde asesinaron a más de 60 personas.

Para leer más