Los nigerianos acuden a las urnas a pesar de las amenazas de Boko Haram

Publicado 28/03/2015 23:04:27CET
Fuerzas especiales para combatir a Boko Haram
REUTERS

MAIDUGURI (NIGERIA), 28 Mar. (Reuters/EP) -

Los nigerianos han acudido este sábado a las urnas también en el noreste del país, donde tiene más presencia la secta islamista Boko Haram, a pesar de las amenazas de este grupo sobre bombas en los colegios electorales o directamente tirotear a los votantes.

Esta tarde milicianos islamistas han matado a 14 votantes, incluidos varios políticos de la oposición, en tres ataques distintos contra colegios electorales de la zona nororiental del país. En la principal ciudad de esta región, Maiduguri, era patente la presencia de los helicópteros militares.

"No tengo miedo de la violencia. No creo que haya ningún problema", ha afirmado una estudiante de 27 años, Kaulala Abbas, desde Maiduguri. "He decidido, como la mayoría, que haya un cambio en el gobierno y eso solo se puede hacer con mi voto", ha añadido.

Las elecciones estaban previstas para el 14 de febrero, pero fueron aplazadas seis semanas en el último momento, oficialmente por motivos de seguridad y por la amenaza de Boko Haram. Desde entonces, el Ejército, con la colaboración de fuerzas de países vecinos como Chad, Camerún y Níger ha logrado expulsar a los insurgentes de la mayoría de las zonas que controlaban.

De hecho, Boko Haram considera un pecado la democracia convencional y su líder, Abubakar Shekau, ha amenazado con asesinar a los nigerianos que acudan a votar.

"Ya hemos sufrido bastante. Hemos huido de nuestros hogares tras los atentados", ha explicado una ama de casa de Gwoza, Roda Umar. Esta localidad estaba hasta hace unos días bajo control de Boko Haram.

La situación, con años de inestabilidad, se ha traducido en un apoyo al candidato presidencial de la oposición, Muhammadu Buhari, quien ya gobernó el país en la década de 1980 como cabeza visible de un régimen militar. "No podemos simplemente sentarnos a esperar a que mejoren las cosas. Solo puedo hacer que mejore votando para echar a este Gobierno. Estoy dispuesta a soportar el dolor para votar", ha argumentado Umar.

El emir de Gwoza, Alhaji Mohammadu Shehu Timta, ha argumentado que la violencia no puede imponerse a los nigerianos comunes. "No tienen miedo. Quieren y están dispuestos a votar. Se gobiernan bien y os garantizo que tendremos unas elecciones pacíficas", ha asegurado.

Para leer más