Actualizado 09/12/2007 20:47 CET

El partido de Sharif anuncia que concurrirá a las legislativas

ISLAMABAD, 9 Dic. (EP/AP) -

La Liga Musulmana de Pakistán-N (LMP-N), el partido del ex primer ministro Nawaz Sharif, anunció hoy que concurrirá finalmente a las elecciones legislativas convocadas para enero. Este anuncio significa también que no ha habido consenso entre los miembros de la principal coalición opositora, de la que forma parte la LMP-N, que decidirán individualmente si concurrirán o no a los comicios.

A pesar de las serias amenazas de boicot, la decisión de la LMP-N abre el camino para que los principales partidos de la oposición al presidente del país, el general Pervez Musharraf, concurran a las elecciones. Sin embargo, varias formaciones del Movimiento de Todos los Partidos siguen amenazando con el boicot y denuncian que habrá fraude electoral.

Un boicot extensivo minaría los esfuerzos de Musharraf para legitimar su nuevo mandato presidencial, logrado gracias a una votación en el Parlamento celebrada el pasado mes de octubre.

El Movimiento de Todos los Partidos, compuesto por 33 partidos y grupos políticos, celebró hoy una reunión en la ciudad de Lahore con la intención inicial de pactar una postura común, pero fracasó y sólo se acordó que cada formación decida por su cuenta.

La postura que aboga por el boicot electoral ya se vio debilitada por el anuncio del Partido Popular de Pakistán, de la ex primera ministra Benazir Bhutto, que anunció que concurriría a las elecciones y que se perfila como favorito junto con la Liga Musulmana de Pakistán-Q, el partido de Musharraf.

"Como no hemos podido alcanzar ningún acuerdo con el Partido Popular y van a concurrir a las urnas no podemos dejar el campo abierto", indicó un portavoz de la LMP-N, Ahsan Iqbal.

Iqbal afirmó que varios partidos abogaban por el boicot, como el conservador Jamat e Islami, los partidos nacionalistas o el partido de la antigua estrella del críquet Imran Jan.

"Concurriendo a las urnas daremos de hecho legitimidad a Pervez Musharraf y a sus actos ilegales", afirmó el secretario general de Jamat e Islami, Syed Munawar Hasan.

El presidente de la LMP-N, Raja Zafarul Haq, afirmó que, a pesar de las tensiones, la coalición opositora sigue con su compromiso de combatir la "dictadura" de Musharraf. "Los partidos de la oposición pueden tomar caminos distintos, pero su objetivo es común: el estado de derecho y el fin de la dictadura", dijo Haq.

La campaña electoral de Sharif comenzará en las ciudades de Faislabad, Karachi y en otras partes del país. El ex primer ministro, derrocado por Musharraf, visitará estas regiones en los próximos días, anunció Haq. "Este es el modo más efectivo para presionar a este Gobierno, restituir a los jueces, restituir la Constitución", añadió.