Actualizado 09/06/2007 18:09 CET

Tres soldados libaneses muertos en la ofensiva contra Nahr el Bared

TRÍPOLI, 9 Jun. (EUROPA PRESS) -

Al menos tres soldados libaneses murieron y otros 17 resultaron heridos en la fuerte ofensiva iniciada esta mañana por el Ejército contra los milicianos islamistas de Al Fatá al Islam atrincherados en el campamento de refugiados palestinos de Nahr el Bared, en el norte de Líbano.

Una nube de humo negro se extendía sobre el campo, donde testigos presenciales explicaron que esta mañana tuvieron lugar algunos de los bombardeos más fuertes del Ejército desde el pasado 1 de junio, cuando las tropas libanesas, utilizando carros de combate y artillería, lanzaron una dura ofensiva contra los milicianos.

Tras la ofensiva de hoy, numerosas ambulancias se dirigían al campamento y responsables de seguridad informaron bajo condición de anonimato que 3 soldados murieron y otros 17 habían resultado heridos.

El Ejército envió refuerzos que incluían carros de combate y unidades especiales que fueron desplegados en las inmediaciones del campamento. Asimismo, la carretera principal que une Trípoli con la provincia de Akar y la frontera Siria fue cortada por primera vez en los últimos días.

Se desconoce si la operación iniciada hoy es la ofensiva final para eliminar la resistencia de los milicianos ocultos en Nahr el Bared, pero las televisiones libanesas y árabes la calificaron de la mayor ofensiva del Ejército contra los milicianos. Sin embargo, un comandante de Al Fatá al Islam negó estas informaciones y aseguró que sus combatientes mantienen sus posiciones.

"Nos mantenemos firmes y no nos retiraremos por el momento. Dejemos que avancen (el Ejército) si quieren... Estamos en nuestras posiciones para hacerles frente", declaró por teléfono a la agencia AP el subcomandante de la milicia, Abu Hureira, desde el interior del campamento.

Además, Abu Hureira, nombre de guerra de Shehab al Qaddour, desmintió los "rumores" de los medios de comunicación acerca de que él mismo y el líder de Al Fatá al Islam, Shaker Youssef al Absi, estaban heridos. En este sentido, explicó que algunos milicianos están "levemente" heridos, "pero no es nada comparado con ellos", en referencia a las bajas del Ejército libanés.

Hureira añadió que los combatientes de la milicia están luchando con la misma tenacidad y reivindicó el ataque de ayer contra una posición del Ejército libanés al norte del campamento de refugiados. En la acción, los milicianos habrían capturado armas del Ejército.